El gigante asiático envejece: “20 millones de chinos no podrán casarse nunca”

Bajo el eslogan Una familia, un niño, la política del hijo único que China puso en vigor en 1979 ha contribuido al rápido envejecimiento de la poblaci…

Bajo el eslogan Una familia, un niño, la política del hijo único que China puso en vigor en 1979 ha contribuido al rápido envejecimiento de la población. El desequilibrio creado por las autoridades favorece las previsiones de que, para 2050, un tercio de la población serán jubilados.

 

Según declara un experto en demografía, ‘gracias’ a esa política puesta en práctica durante los últimos 30 años “20 millones de hombres no tendrán mujer” en la actual China. La proporción actual entre sexos es de 119 niños nacidos por cada 100 niñas.

 

Zhai Zhenwu está considerado como un ‘superexperto’ en demografía en su país de origen. En una entrevista publicada por el diario EL PERIÓDICO este martes, 9 de octubre, Zhenwu asegura que esos hombres “no podrán casarse nunca” y que “el número crece a un ritmo de un millón y medio cada año”.

 

De los 1.300 millones de habitantes en la China actual, “en 2035 llegaremos a 1.500 millones […] Cada año nacen 16 millones de bebés, añade Zhenwu, que también es decano de la Escuela de Sociología y Estudios de Población de la Universidad Renmin de Pekín.

 

Prohibir la ecografía del bebé

 

El experto considera que la solución al problema del desequilibrio demográfico en China pasa por adoptar una serie de medidas, como la de “perseverar en el drástico control del crecimiento de la población. Permitir un hijo en las ciudades y dos en las zonas rurales, si el primer bebé es una niña”.

 

Al mismo tiempo, explica que “se está estudiando prohibir la ecografía prenatal y desautorizar a los médicos a decir el sexo del bebé. También se intentan prohibir los abortos ilegales. Si controlásemos todo esto, podríamos llegar a un equilibrio”.

 

A Zhenwu no le parece que la mejor opción sea buscar mujeres en los países fronterizos, como está ocurriendo actualmente. “Las fronteras de China con Corea del Norte y con Vietnam ya están llenas de chicas deseosas de casarse con hombres chinos. Pero ésta no me parece la solución acertada al problema”.

 

Consecuencias del consumo

 

El experto demógrafo hace también una reflexión sobre el desbocado crecimiento económico del país y las consecuencias del previsible excesivo consumo en China.

 

“¡Sólo disponemos del 7% de terrenos cultivables en el mundo, pero en cambio somos el 20% de la población del planeta! Estamos consumiendo la mayoría de los recursos naturales”, asegura.

 

Zhenwu considera que “con el crecimiento económico, la gente consumirá más. Y esto supone un gasto energético más grande. Actualmente importamos el 40% del petróleo, y todavía estamos desarrollando la industria del automóvil. ¿Se imagina las consecuencias de todo esto?, se pregunta en la entrevista.

 

“Se ha de controlar el desequilibrio entre el crecimiento de la población y el consumo de recursos” –dice-. Y añade: “Asimismo, tenemos una mano de obra que supera la suma de la de todos los países desarrollados, pero la eficiencia es muy baja”.

 

Freno al desarrollo

 

Por otra parte, expertos reunidos en el Forum Universal de las Culturas que se celebra en la ciudad de Monterrey (México), advierten de que el envejecimiento de la población en China podría limitar el crecimiento y desarrollo de esa potencia asiática.

 

Para el año 2015 entre el 20 y 25% de la población china tendrá alrededor de 65 años de edad”, lo que significa que tres personas de la población económicamente activa estarán sosteniendo a un retirado, precisó Minxim Pei, director del programa sobre China del Carnegie Endowment for Internacional Peace de Washington.

 

Se calcula que para mediados de este siglo un tercio de la población china habrá alcanzado la edad de jubilación.

 

Los jubilados “generarán presiones sobre los ahorros de China, que ahora son la principal fuente de financiamiento para el crecimiento de la nación”, dijo a su vez Albert Keidel, ex economista del Banco Mundial en Pekín.

 

Los dos especialistas coincidieron en señalar que, en la actualidad, el envejecimiento de la población china está ocurriendo con lentitud, por lo que la productividad del país no se ha visto afectada, además de que se cuenta aún con un margen para cambiar la política de limitar el crecimiento poblacional.

 

Artículos relacionados:

 

La población envejece en países pobres y ricos, provocando impacto ecómico creciente

 

China despega económicamente, pero se estrella en la sanidad

 

China, nuevo paraíso para los inversores extranjeros

 

China, el "Ave Fénix" de la economía mundial

 

Despegue económico de China, ¿éxito de la globalización?

Hazte socio

También te puede gustar

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no se va a publicar. campos obligatorios *

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>