Europa se muere de frío: los sintecho

Los últimos ejemplos en París o Londres, donde un hombre murió a pocos metros de la entrada del Parlamento británico, señalan una realidad compleja que Europa no aborda como requiere

La muerte la noche del martes de un hombre de unos 40 años de edad y sintecho a pocos metros de la entrada del Parlamento británico ha conmocionado a algunos diputados de Westminster y ha levantado críticas respecto a una supuesta falta de voluntad del Gobierno británico de solucionar la situación de las personas sin hogar. No es una lacra británica: afecta a toda Europa y en invierno, debido al frío, este drama que viven algunas personas aflora con mayor evidencia.

La problemática de la falta de vivienda y los sintecho alcanzó cifras récord el otoño pasado, con más de 4.700 personas durmiendo en la calle en el Reino Unido, más del doble que 2010, en plena época de crisis financiera, de acuerdo con datos gubernamentales publicados por el periódico británico The Independent.

La policía londinense fue alertada por una llamada del personal de la parada de metro de Westminster justo después de las 7 de la mañana de este miércoles sobre un cuerpo inerte de un hombre no identificado, que se hallaba en una área donde se sabe que se reúnen algunos sintecho, en las cercanías de la entrada lateral de los Comunes. A pesar de los intentos de resucitarlo, el hombre fue declarado muerto y se abrió una investigación forense, según informa la edición británica del HuffPost.

En Francia, el glamuroso París está lidiando con una situación similar. Allí la víctima se llamaba Michel y vivía desde hacía veinte años en un aparcamiento de la avenida Matignon, a tiro de piedra de los Campos Elíseos y del palacio presidencial. Falleció el pasado 21 de enero. Desde que comenzó el 2018, son ya al menos 11 los sintecho que han muerto en París. La capital francesa, que bulle de proyectos y pretende atraer a los altos ejecutivos de Londres que huirán precisamente del Brexit, arrastra un grave problema con los clochards, una mendicidad endémica que todos los políticos –Macron incluido– prometieron un día erradicar pero ninguno ha conseguido. Es la otra cara del glamur parisino, de la Ciudad de la Luz, que aspira a una espectacular transformación de cara a los Juegos Olímpicos del 2024.

Una asociación de voluntarios, Les Morts de la Rue (Los muertos de la calle), se dedica a recopilar las muertes de vagabundos, en París y en toda Francia. No es una tarea fácil. Reconocen que algunos casos se les escapan. Contabilizan como “muertos de la calle” también aquellos cuyo óbito se produjo en un hospital o en un albergue, pero que habitualmente habitaban en la calle. La media anual es de unos 500. La asociación cuelga carteles cerca de donde falleció el sintecho en los que, en base a los pocos datos de que disponen de la persona fallecida –a veces ni siquiera conocen el nombre ni la edad– intentan encontrar a familiares o amigos, por una cuestión de humanidad y para que puedan rendirles un homenaje. Los voluntarios, cada año, dedican también una jornada de tributo a los fallecidos.

Se da la paradoja de que cada vez hay más albergues en buenas condiciones para los sintecho –actualmente unas 16.000 plazas en el área metropolitana parisina, para una población necesitada que se estima en casi 30.000 personas– pero esto no soluciona el problema porque lo difícil es salir de ellos y hallar una vivienda a un precio asequible. “Es un mito eso de que no quieren ir a los albergues –puntualiza Rocca–. Lo que pasa es que quizás no están adaptados a la gente. Muchos no quieren separarse de sus parejas ni seguir los tratamientos que les ofrecen”.

En España muere un sintecho cada seis días

En España la situación no es muy diferente, aunque el frío sea menos riguroso. Por ejemplo, a falta de las cifras de 2017, en 2015 cada seis días murió una persona sin hogar en España. La cifra la reveló el entonces ministro de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Alfonso Alonso, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros que aprobó la Estrategia de Personas Sin Hogar. Una estrategia que a día de hoy sigue sin dar sus frutos.

En España en un 45% de los casos las personas sin hogar viven en la calle porque han perdido su trabajo, en el 26% porque no puede pagar una vivienda, en el 20% se quedan sin hogar, tras una separación y en el 19% por cambio de residencia en el que no pudieron conseguir su vivienda. Además está aumentando la ‘aporofobia’, conocido como el odio violento hacia el pobre.

Barcelona, récord de personas sintecho

Más de un millar de personas, en concreto 1.026, durmieron en 2017 en las calles de Barcelona. Los datos del recuento de sin techo que se llevó a cabo por la Red de Atención a Personas Sin Hogar (XAPSLL), con la colaboración del Ayuntamiento de Barcelona, no invitan al optimismo. A estas 1.026 personas hay que sumar las 1.954 que lo hicieron en equipamientos de entidades sociales y municipales y las 415 que pasaron la noche en asentamientos irregulares. En total, 3.395. La cifra es alarmante y muestra como el panorama se ha agravado con el paso de los años: el número de sin techo casi se ha doblado desde el inicio de la crisis en la capital catalana.

El primer recuento se efectuó en marzo de 2008. Entonces, los voluntarios detectaron 1.869 personas sin hogar (658 dormían en la calle, 955 en albergues y 256 en asentamientos). Tres años más tarde, en noviembre de 2011, la cifra era de 2.791 personas sin hogar (838 en la calle, 1.258 en albergues o pisos de inclusión y 695 en asentamientos). En mayo del 2016 la cifra alcanzó los 3.231 (941 durmiendo en las calles, 1.907 en diferentes recursos residenciales y 383 en asentamientos).

La cuestión de los sintecho es pues una realidad compleja y alarmante a la que Europa no le presta la atención debida. Una realidad que, atendiendo las historias de las personas que la sufren, no es heredada y puede sucederle a cualquier persona que pierde su trabajo o que se enfrenta a una etapa crítica en su vida.

Hazte socio

También te puede gustar

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no se va a publicar. campos obligatorios *

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>