inicio
  Sábado, 19 de abril de 2014
Bookmark and Share 1
  Votar:  
Resultado: 3,5 puntos3,5 puntos3,5 puntos3,5 puntos3,5 puntos   6 votos
16/05/2012 - Homosexualismo político
El homosexualismo político declara a Obama “el primer presidente gay” en Newsweek
Un bloguero, activista gay e invitado por el presidente en su última cena de Estado, crea polémica en la revista estadounidense con frases como “Obama aprendió a ser negro del modo que los gays aprenden a ser gays”, la antítesis del “Yes We Can” electoral de Obama
“Obama tuvo que salir de un armario diferente", se puede leer en el reportaje de Newsweek
ForumLibertas.com

La revista Newsweek ha levantado polvareda con una portada en la que aparece el presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, con un halo de santo multicolor sobre su cabeza y el siguiente titular: “el primer presidente gay”.

 

El autor del reportaje que anuncia Newsweek en su portada es Andrew Sullivan, un bloguero y activista gay de Washington que, junto a su pareja, fue invitado del presidente en su última cena de Estado, en honor del primer ministro británico David Cameron.

 

Sullivan hace afirmaciones en su reportaje que han generado polémica. “Obama tuvo que salir de un armario diferente […] Tuvo que descubrir su identidad negra y conciliarla con la de su familia blanca, del mismo modo que los gais descubren su identidad homosexual y la concilian con la de su familia heterosexual”, dice.

 

“Esa es la experiencia gay, […] el descubrimiento en la edad adulta de una comunidad que no es tu propio hogar, y la lucha por pertenecer a ambos lados, sin sustituciones o alienaciones. Hoy es más fácil que nunca. Pero nunca se logra sin ganarse cicatrices emocionales”, añade.

 

Y rubrica su artículo con la siguiente frase: “Obama aprendió a ser negro del modo que los gais aprenden a ser gais”. Los detractores de Newsweek la acusan de que su portada roza, como otras publicadas anteriormente, la caricatura.

 

Además, según el anuario State of the Media, la circulación de Newsweek se ha desplomado de tres a 1,5 millones en un lustro. Esa caída libre no la ha podido evitar ni siquiera la nueva directora de la revista, Tina Brown, que ocupó el cargo a finales de 2010 y que ha mantenido una agresiva estrategia de portadas coloristas y muy polémicas. En enero puso en ella a Obama, bajo el titular: “¿Por qué son los críticos de Obama tan tontos?”.

 

La antítesis del “Yes We Can”

 

Sin embargo, detrás de esa última frase del bloguero y activista gay se esconde un tipo de ideología que es la otra cara de la carta de presentación electoral de Obama, aquel “Yes We Can”, es decir todos juntos para superar las diferencias entre republicanos y demócratas, y todos juntos para superar las divisiones a la hora de abordar los problemas.

 

Con este discurso, lo que hace Sullivan es profundizar en las divisiones entre la población estadounidense, no ya en función de si se es demócrata o republicano, sino por si es blanco o negro, por si es heterosexual u homosexual.

 

De esta manera, se hace al hombre prisionero de su naturaleza, en lugar de hacerlo servidor de sus ideas para poder comportarse de acuerdo con aquello que cree, independientemente de si es gay, negro o republicano.

 

¿El precio a pagar?

 

Al mismo tiempo, hay que recordar que esta portada del Newsweek está relacionada con las declaraciones que, con las elecciones presidenciales de noviembre a la vista, hizo Obama el pasado 9 de mayo en las que, según él, daba “un paso adelante” y aseguraba que “las parejas del mismo sexo deberían tener derecho a poder contraer matrimonio”.

 

Pero, ¿por qué Obama se arriesga a generar un debate como este con sus declaraciones a favor del matrimonio gay? Un candidato ganador no lanza a la palestra temas controvertidos, no están en su agenda. Normalmente, quien tiene necesidad de airear los temas controvertidos son aquellos que temen perder los comicios. Juegan a la ruleta a ver si les sale bien y pueden captar votos de los indecisos.

 

En este caso, además, el actual presidente intenta desviar la atención del principal problema que tienen los ciudadanos, el económico, donde su gestión ha sido muy criticada.

 

La cuestión es que la jugada podría salirle mal, ya que hay un buen porcentaje de estadounidenses que no participan de la opinión del presidente en un tema tan controvertido como este. La decisión tomada por Obama podría hacer difícil su apoyo a la reelección.

 

De hecho, las encuestas dicen que el 49% de los afroamericanos se opone al matrimonio entre personas del mismo sexo frente al 39% que lo apoya, según una encuesta de abril del Pew Research Center.

 

Estos datos contrastan con los de la población blanca: el 47% lo aprueba y el 43% es contrario. Aun así, el voto negro fue decisivo en la victoria de Obama en 2008 y esa misma población acude regularmente a la iglesia, donde la voz del pastor se escucha y se respeta.

 

El pasado domingo, apenas tres días después de las declaraciones del presidente, en diferentes congregaciones negras de EEUU sucedía lo más temido por el equipo de la Casa Blanca: líderes religiosos anunciando a sus feligreses su rechazo a Obama.

 

Yo quiero a este presidente pero no puedo apoyar lo que ha hecho”, declaró por ejemplo Emmett Burns, pastor de Baltimore, a CNN. Según Burns, el apoyo de Obama a los matrimonios homosexuales le costará la reelección en noviembre.

 

De esta manera, un tema que hace cuatro años no tenía ninguna relevancia ha entrado en la campaña por la puerta grande, de la mano del presidente.

 

Escudriñando el pasado con lupa

 

Por otro lado, su oponente en el bando republicano, Mitt Romney, tras las declaraciones de Obama, declaraba su frontal oposición al matrimonio entre personas del mismo sexo al afirmar: “Creo que el matrimonio no es otra cosa que la unión entre un hombre y una mujer”.

 

Pero, la maquinaria anti Romney ha hecho gala de una capacidad de escudriñar en el pasado del candidato republicano que llega a límites insospechados. Así, se ha visto obligado a pedir disculpas por un supuesto acto de homofobia que sucedió cuando él tenía 15 años.

 

Según han aireado cuatro excompañeros de clase, Romney participó en una novatada a un compañero que supuestamente consistió en cortarle el pelo por el hecho de que se sospechaba que era gay.

 

En el instituto hice muchas tonterías”, declaró Romney. “Si hice daño a alguien o le ofendí, sin duda pido disculpas por ello”.

 

En cualquier caso, aun siendo ciertos de alguna manera los hechos, que un político de 65 años tenga que excusarse por una novatada que realizó cuando tenía 15 años suena casi a una condena inquisitoria y totalmente fuera de lugar.

 

Se le supone un estigma que ha de arrastrar durante toda su vida y estar a merced de que cualquier día, 60 años después, alguien lo filtre a la prensa y se convierta en una mácula en su trayectoria política. O sea, para el homosexualismo político hay culpa pero en ningún caso redención.

 

Enviar por correo
1 Comentario:
Xerra1992
Hace un par de años, o quizá tres, se miraba a quien lo decía como un maldito conspiranoico chiflado y "friki". Hoy en día, lo dice Newsweek. El tiempo va a dar la razón a quienes mantenemos otras cosas y somo tomados como "frikis".
1 Comentario








Enviar
Normas de uso
- Esta es la opinión de los usuarios, no de www.forumlibertas.com.

- Los comentarios contrarios a las leyes españolas, injuriantes o difamatorios serán eliminados, así como aquellos que consideremos que estén fuera del tema o contengan publicidad.

- Los comentarios serán revisados antes de ser publicados.
  Votar:  
Resultado: 3,5 puntos3,5 puntos3,5 puntos3,5 puntos3,5 puntos   6 votos
Identificarse
Recordarme              Lo olvidé   |   Registrarse

© 2004-2014 FORUM LIBERTAS | Noticias de actualidad en España
Logotipo de C2C Logotipo de SPC