Obama ¿Por qué no te callas?

Al presidente de Estados Unidos, pasado el ecuador de su mandato, y más cuando es el segundo e irrepetible periodo de gobierno, le llaman “pato cojo” porque sus iniciativas se encuentran ya muy restringidas en el exigente equilibrio de poderes del sistema institucional de Estados Unidos y porque todo el mundo espera la nueva situación.

También es propio de las transiciones presidenciales americanas, la suavidad en las formas. Se trata de que el saliente se lo ponga fácil al entrante, sobre todo, en las cuestiones de estado.

Obama ha roto todos los precedentes y se dedica a complicar al máximo la gestión del nuevo presidente, demostrando que su sentido de estado es mucho menor que su ego, porque le debe resulta insoportable que su principal legado sea la llegada de una persona como Trump a la Casa Blanca. Por eso se siente tentado a decir sandeces impropias de un presidente, como la de que si se hubiera enfrentado a Trump habría ganado las elecciones. Eso, en todo caso, un “ex” lo piensa pero no lo dice por decoro institucional.

Trump es una figura polémica, desafortunada en bastantes de sus manifestaciones, pero es el nuevo presidente, y además ha mostrado que en realidad el rey se paseaba en pelota picada. Y como presidente se merece la consideración instruccional.

La crisis liberal está llevando a sus seguidores al paroxismo y esto ayuda a entender la agresividad con Obama. De ahí la sucesión de desaguisados que por corresponder a la política internacional nos afectan a todos. Constatémoslo

  • La insólita teoría de que Putin ha intervenido en las elecciones americanas para inclinar el resultado. La teoría de la conspiración paranoide mediante la cual una potencia de segundo orden, porque su PIB no llega a doblar al español (2015) 692M.€ contra 1.081.190M.€, es las dos terceras partes del alemán y quince veces menor que el de Estados Unidos, es capaz de doblarle el pulso a los americanos y además en su casa. Si la comparación la hiciéramos en renta per cápita, España sería en comparación la repera. Menuda “gran” amenaza la rusa.
  • Y como la amenaza es tan terrible ha decidido enviar cinco mil soldados, tanques y artillería, a los países europeos limítrofes con Rusia para evitar que nos invadan (?). Podría haberlos enviado a combatir al Daesh, y todos contentos, pero claro aquellos matan.
  • Previo a esto, sucedió la insólita campaña apoyada por Clinton para conseguir que los compromisarios estatales que expresan con su voto el resultado electoral de cada estado, actuaran por libre, haciendo caso omiso a lo que habían decidido sus conciudadanos, rompiendo así el sistema institucional americano. El resultado hundió más a Clinton en la miseria y puso en evidencia a un presidente que calla cuando son los suyos los que juegan a cargarse el sistema. Al final, fueron más los que negaron su voto a Clinton que ha Trump, sin pasar de la pequeña anécdota de ser unos pocos.
  • Obama descubre hace cuatro dias que los poderosos sistemas informáticos de Rusia saqueaban lo que les daba la gana de los servidores y ordenadores americanos. Ya ven, tanto PIB i tanto Sillicon Valley, para que los de la dieciseisava parte del PIB americano les den sopas con onda y ni se enteren. Y que Obama se de cuenta tan tarde y tan mal. ¿De verdad les parece todo esto creíble a los autores de la fábula? Claro que a los inventores de las “armas de destrucción masiva” en Irak, y de la “agresión” norvietnamita en el golfo de Tonkin que justificó la agresión americana, lo del hakeo les debe parecer pecata minuta.
  • Para redondearlo, la Delegación de Estados Unidos en la ONU se abstiene en el Consejo de Seguridad, propiciando la condena de Israel, por la construcción de asentamientos en territorio palestino. Obama ha esperado los cinco minutos finales para montar un cirio con su carísimo aliado histórico en Oriente Medio. Ha caído del caballo fuera de escena
  • Y ya en año nuevo y ante el sangriento atentado en Turquía, ni se molesta en manifestar en persona su condena ante quien también es un aliado histórico de Estados Unidos, a cambio de pagarle una pasta. Se ha limitado a que salga el portavoz de la Casa Blanca emitiendo un comunicado en el que dice que el presidente le ha dicho que ha expresado “sus condolencias a las víctimas y ha dado instrucciones para que ofrezcan la asistencia adecuada a las autoridades turcas, de ser necesario”. Más gélido y distante imposible.
Hazte socio

También te puede gustar

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no se va a publicar. campos obligatorios *

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>