Zapatero resucitado

Cuando José Luis Rodríguez Zapatero tuvo que salir huyendo de su puesto de presidente del Gobierno de España; nadie daba un duro (cinco pesetas en la vieja moneda española) por el futuro del político leonés.

En aquel momento, Zapatero era un apestado, al que los políticos de la oposición menospreciaban y los de su partido trataban de evitarle en cualquier foro. En la campaña electoral que perdió Rubalcaba, no le dejaron enseñar la oreja en los mítines y nadie acudía a su opinión para tratar de reforzar las posiciones socialistas. Rajoy le llegó a calificar en público de “bobo solemne”. Parecía que, a todos los efectos, el alucinado presidente socialista terminaría sus días siempre sonriente –eso, sí- en el Consejo de Estado, aburrido y olvidado. Contrariamente a lo que parecía con motivo de las primarias socialistas Zapatero ha vuelto a resucitar, se deja ver, se le pregunta y habla.

Hazte socio

También te puede gustar

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no se va a publicar. campos obligatorios *

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>