Actualidad vaticana: novedades del caso ‘Vatileaks’, el Año de la Fe y San Juan de Ávila, nuevo doctor de la Iglesia

La actualidad vaticana del fin de semana ha estado nutrida de noticias relevantes en diferentes ámbitos que afectan la Santa Sede. Por un lado,…

La actualidad vaticana del fin de semana ha estado nutrida de noticias relevantes en diferentes ámbitos que afectan la Santa Sede. Por un lado, el ex mayordomo del Papa Paolo Grabiele ha sido condenado a 18 meses de cárcel por el robo de documentos reservados del Pontífice. Además, Benedicto XVI ha otorgado indulgencia plenaria al Año de la Fe y se han declarado doctores de la Iglesia a la alemana santa Hildegarda de Bingen y al español san Juan de Ávila, que pasa a ser el cuarto español que asume esta distinción de los 33 que reconoce la Iglesia católica. También se ha iniciado la 13° Asamblea General Ordinaria del Sínodo de los Obispos.

Este domingo el Papa declaró como doctores de la Iglesia Universal al santo sacerdote diocesano y a la santa monja alemana de la Orden de San Benito. La ceremonia precedió a la inauguración de la 13° Asamblea General Ordinaria del Sínodo de los Obispos, en la Plaza de San Pedro colmada de banderas, particularmente españolas y alemanas.

En la proclamación, el Santo Padre indicó que esta se da “acogiendo el deseo de muchos Hermanos en el Episcopado y de muchos fieles del mundo entero”. El Papa también indicó que esta declaración como Doctores de la Iglesia recibió “el parecer de la Congregación de las Causas de los Santos”.

Por ello, la declaración de los nuevos doctores de la Iglesia se produjo “con la plenitud de la autoridad apostólica”, tras haber reflexionado “largo tiempo” y alcanzado la “plena y segura convicción”.

Un Año de la Fe con indulgencia plenaria

Asimismo, el Santo Padre ha concedido ha dispuesto con motivo del Año de la Fe, que comenzará el 11 de octubre hasta el 24 de noviembre de 2013, la concesión de indulgencia plenaria para todos los fieles que en esos meses den testimonio público de la fe cristiana en la vida diaria.

En este tiempo de profundos cambios a los que la humanidad está sometida, Benedicto XVI invita a todo el pueblo de Dios para que en este Año de la Fe se una al Sucesor de Pedro para dar testimonio de la fe ante los demás en la vida diaria”, precisó el Vaticano.

La indulgencia, según el decreto firmado por el cardenal Manuel Monteiro de Castro, penitenciario mayor de la Iglesia romana, será aplicada en las condiciones que establece la Iglesia, es decir, si el fiel se ha confesado, ha tomado la comunión y ha rezado según las intenciones del Pontífice.

Los fieles conseguirán la indulgencia durante todo el año cada vez que, entre otras, participen en las lecturas de textos sagrados en las iglesias, cada vez que peregrinen a una basílica, catacumba cristiana, catedral, basílicas menores o santuarios marianos y participen en alguna función sagrada o mediten y al final recen el Padrenuestro.

La indulgencia es la reducción o eliminación de las penas que derivan de haber cometido un pecado y que puede ser obtenida en determinadas condiciones siempre que se esté en estado de gracia, según precisa el "Enchiridion Indulgentiarum", manual de las indulgencias.

Vatileaks: El ex mayordomo papal condenado a 18 meses de prisión

Este fin de semana también se ha conocido que finalmente Paolo Gabriela, el ex mayordomo del Papa, fue encontrado culpable por robo agravado. El tribunal de tres jueces laicos decidió concederle varias atenuantes.

Lo que siento dentro de mí es la convicción de haber actuado por exclusivo amor, visceral diría, por la Iglesia de Cristo y por su jefe visible. Y tengo que repetir, no me siento un ladrón”. Fueron las últimas palabras que dijo Gabriele antes del esperadísimo veredicto de la corte del Vaticano, que decidió condenarlo a 1 años y 6 meses de prisión y al pago de los gastos del proceso, por robo agravado de documentos top-secret del Vaticano.

Formada por tres jueces laicos, la corte decidió concederle varias atenuantes al ex mayordomo infiel del Papa, de 46 años y padre de familia, por sus buenos antecedentes, su arrepentimiento y por actuar en manera errónea, pero de buena fe.

En la cuarta y última audiencia de un juicio relámpago, anteriormente en su requisitoria el promotor de Justicia, Nicola Picardi, pidió una pena de tres años de reclusión y la interdicción perpetua pero limitada de Gabriele a cualquier empleo en oficinas públicas.

Tanto el fiscal como la abogada defensora coincidieron en sostener, tal como hizo Gabriele, que actuó sin cómplices y sin haber obtenido ningún tipo de beneficio con la filtración de los documentos fotocopiados en el mismo departamento del Papa, en plena luz del día y en su horario de trabajo.

Hazte socio

También te puede gustar

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no se va a publicar. campos obligatorios *

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>