Cristianos que sufren injustas persecuciones en el mundo

Existe una especie de muro de silencio respecto de los mártires cristianos del siglo XXI, apenas roto por los mensajes del obispo de Roma o por informes anuales de ONG que no siempre alcanzan la debida difusión.

Por eso, siento la necesidad de hacer eco a uno de los últimos que he leído: apenas seis líneas en Le Monde, pero varios densos párrafos en Avvenire de Milán. Coincidía con las noticias más amplias que lleganban de Iraq, con la recuperación de ciudades como Mosul, ocupadas por el llamado Estado Islámico: en apenas dos años ha causado más destrucción que un terremoto.

Mientras prosigue la reconquista de la ciudad y la plana de Nínive, se publicaba un informe sobre los crímenes perpetrados contra la población civil por el sedicente Califato en esos dos años y medio de ocupación. Aparte de la violencia contra mujeres y niños, y otras barbaridades, ha destruido casi un centenar de templos. Antes de la invasión de los terroristas islámicos vivían pacíficamente en la zona cientos de familias cristianas: muchas enlazaban con los frutos de la primera evangelización histórica, seis siglos antes de Mahoma.

Hazte socio

También te puede gustar

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no se va a publicar. campos obligatorios *

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>