Declaración del presidente de e-Cristians: la manipulación del cuestionario sobre la Familia

Los medios de comunicación han presentado en su gran mayoría el cuestionario sobre la familia del próximo Sínodo de obispo…

Forum Libertas

Los medios de comunicación han presentado en su gran mayoría el cuestionario sobre la familia del próximo Sínodo de obispos de forma muy manipulada de manera que ha llegado alterar su contenido. Hapresentado el cuestionario como un documento específico dirigido a practicar una macro encuesta a los fieles, omitiendo que:

a/ Se trata de un texto que forma parte de un contexto mucho más amplio y preciso sobre las intenciones de las preguntas. Éstas no pueden comprenderse en su alcance e intención si se omite el marco de referencia del que forman parte.
b/ Se trata de un texto dirigido a las Iglesias particulares de manera que puedan “participar activamente en la preparación del Sínodo Extraordinario que tiene como objeto anunciar el Evangelio en los actuales desafíos pastorales en relación a la familia”.
La primera conclusión, pues, es que se trata de una consulta no con el fin de cambiar la doctrina fundamental de la Iglesia sino para mejorar el anuncio del Evangelio.
La censura del marco de referencia de las preguntas
1. Omite que se trata de un documento preparatorio del Sínodo de los obispossobre la familia, el extraordinario del 2014 y el ordinario del 2015 que sitúa el sentido en el que se formulan la pregunta, el único objeto de atención delos medios de comunicación
2. El documento establece ya en su primera línea “La misión de predicar el Evangelio a toda la humanidad ha sido confiada directamente a los discípulos y es la Iglesia la que lleva adelante tal misión en la historia
a. Segunda conclusión: el fin del documento, incluidas las preguntas, esmejorar la evangelización
3. En el caso de la familia afirma que la evangelización se enfrenta a “problemáticas inéditas” y las enumera, son éstas: parejas de hecho, uniones entre personas del mismo sexo, incluso con adopción de hijos. También se enfrenta a “nuevas situaciones”: matrimonios interreligiosos, familias monoparentales, poligamia, matrimonios concordados “en ocasiones con dotes entendidas como precio para adquirir a la mujer” el sistema de castas, la cultura de la falta de compromiso, formas de feminismo hostil a la Iglesia, fenómenos migratorios, reformulación de la idea de familia, pluralismo relativista en la concepción del matrimonio, influencia de los medios de comunicación en la compresión de la celebración del casamiento y la vida familiar, tendencias de pensamiento subyacentes a propuestas legislativas que desprecian la estabilidad y la fidelidad del marco matrimonial, el alquiler de úteros, nuevas interpretaciones de derechos humanos. Pero sobre todo -añade-, la debilitación o abandono de la fe en la sacramentalidad del matrimonio.
a. Tercera conclusión: es evidente que todas estas situaciones son presentadas como problemas y desafíos y no como modelos a integrar, porque el único modelo posible es el de matrimonio como sacramento
4. A partir de todo estose comprende la urgencia con la cual el episcopado mundial, cum et sub Pietro” (es decir, con y bajo el sucesor de Pedro) “consideran atentamente estos desafíos”. Y señala especialmente el de niños y jóvenes nacidos en matrimonios irregulares no podrán ver jamása sus padres acercarse a los sacramentos” y añade “esta realidad presenta una singular correspondencia… con la enseñanza sobre la misericordia divina y sobre la ternura en relación a las personas heridas en las periferias geográficas y existenciales
a. Por consiguiente, la urgencia evangelizadora guiada por la misericordia y la ternura, que tiene como especial –y que evidentemente no única preocupación- la situación de los hijos de los matrimonios irregulares que no tendrán el testimonio familiar de la práctica sacramental. Este es otro de los marcos de referencia decisivos. No se trata de reconocer la irregularidad sino de acercarse a ella como misericordia y ternura, y eso es lo que debe ser pensado, preguntado y dialogado
5. Porque como afirma en el apartado II“la doctrina de la fe sobre el matrimonio ha de ser presentada de manera comunicativa y eficaz
a. Este es otro de los objetivos del texto, indagar cómo la doctrina católica sobre el matrimonio puede tener una mejor comunicación y eficacia. Y esto es así porque “el tesoro de la revelación encomendado a la Iglesia vaya llenando los corazones de los hombres” (DV 26)
6. Esta doctrina de la fe sobre el matrimoniotiene su fundamento en la “creación del hombre y la mujer ambos a imagen y semejanza de Dios” (Gn1,24-31; 2, 4b-25). “Unidos por un vínculo sacramental indisolublelos esposos viven la belleza del amor, de la paternidad, de la maternidad y de la dignidad suprema de participar asíen la obra creadora de Dios”. De esta manera, asumen la responsabilidad del crecimiento y educación para el futuro del género humano. La procreación es -dice el texto- el cumplimiento en la fe de la colaboración con Dios
a. Aquella revelación define un modelo: vínculo indisoluble entre hombre y mujer generador de descendencia y vocación de cuidarla y educarla
7. El documento establece unas primeras bases doctrinales: FamiliarisConsortio de Juan Pablo II, Gaudium et Spes (12, 48, 52), Humanae Vitae de Pablo VI, Catecismo de la Iglesia Católica (nn 1601-1658 ; 2331 -2331) la última encíclica, la del Papa Francisco Lumen Fidei (50, 53)
8. Y unas referencias bíblicas y evangélicas: Ef 5,21-6,9 y 5,31-32, Col 3,18-4,1; 1Tm 2,8-15;Tt2,1-10; 1P2,13-3,7. Jn 11,1-44 1,14; 2 y 1-11 Mc 1,29-31; 2,13-17. Lc 10,38-42 y 16,18, entre otras
9. Todo ello para situar a la Iglesia y el Evangelio en la Familia, elproyecto de Dios Creador y Redentor, y la enseñanza de la Iglesia sobre la familia. Porque este es en definitiva el fin del Sínodo: cómo evangelizar mejor a la familia, y es a este fin al que va dirigido y sirve el Cuestionario, objeto muy parcial y radicalmente desenfocado de la atención de los medios de comunicación.
10.Es en este contexto de doctrina sobre el amor conyugal, el matrimonio, la maternidad y paternidad que se sitúan la preguntas. Por esta razónse formulan 39 cuestiones en 9 apartados:
a. Difusión de la Sagrada Escritura y del Magisterio de la Iglesiaen relación a la familia, cuyas preguntas van dirigidas a indagar el grado de conocimiento de la doctrina católica sobre la familia, y cita nominalmente la Gaudium et Spes, y la Familiaris Consortio, y el grados de aceptación y los factores culturales que obstaculizansu recepción
b. Sobre el matrimonio según la ley natural, que busca saber en qué medida la ley natural se mantiene en la cultura civil, las visones antropológicas que existen en el trasfondo, su aceptación en relación al concepto del matrimonio, y cómo afrontar los desafíos pastorales en este terreno
c. La pastoral de la familia en el contexto de evangelización,que pregunta sobre la efectividad pastoral
d. Sobre la pastoral para afrontar algunas situaciones matrimoniales difíciles,que como el propio título señala pregunta sobre situaciones apartadas de modelo católico de familia, y que incorpora siete preguntas que permiten identificar qué situaciones de este tipo preocupan más a la Iglesia: el matrimonio a prueba, uniones de hecho sin reconocimiento formal, y separados y divorciados casados de nuevo. En estos casos las tres primeras preguntas van dirigidas a conocer la dimensión cuantitativa del fenómeno, es decir, a mesurar su impacto sobre cada Iglesia local. La cuarta cuestión se refiere a cómo “viven los bautizados su irregularidad”, con conciencia, indiferencia, marginación, sufrimiento por no poder recibir los sacramentos. La quinta se interesa por saberqué le piden estas personas, conscientes y sufrientes a la Iglesia a propósito de la comunión y la confesión. La sexta inquiere sobre sugerencias positivas para atender a estas situaciones. Y, finalmente, si existe en el ámbito diocesano alguna pastoral que se dirija a estas situaciones
e. Sobre las uniones de personas del mismo sexo, con cuatro preguntas: sobre la legislación, la actitud de la iglesia local ante las leyes que establecen uniones civiles, si existe algún tipo de atención pastoral y cómo habría de comportarse pastoralmente. En ninguna de las cuestiones utiliza el nombre de matrimonio para referirse a estas situaciones. Extraer de estas preguntas y de su marco de referencia algún principio de aceptación de las uniones homosexualesconstituye un abuso intelectual y moral, y un engaño para el lector
f. Educación de los hijos en situaciones irregulares. Educación en la fe. Y son cuatro preguntas que se interesan en cómo alcanzar dicha educación cuando sus padres, en razón de su alejamiento de la Iglesia, no tiene acceso a ella
g. Sobre la apertura de los cónyuges a la vida. Seis preguntas que se inician con el conocimiento que poseen las familias de la doctrina de la Humanae Vitae, cuestión que enmarca el apartado
h. La relación entre familia y persona, y 9 sobre otros desafíos y propuestas
Conclusión
Existe una tendencia generalizada de una buena parte de los medios de comunicación a no presentar la realidad, sino a utilizar fragmentariamente algunos de sus elementos, aun al precio de destruir la verdad, es decir, la realidad, a la búsqueda del sensacionalismo.
También debe subrayarse otra tendencia de instrumentalizar la realidad en función de la ideología a la que se adscribe el medio de comunicación. Ambas cosas se ha hecho, y en abundancia, con el documento preparatorio del Sínodo, mezclando la ignorancia de muchos con la mala fe de algunos. Esta práctica debe ser denunciada y rectificada, porque más allá del hecho en sí, entraña como toda desvirtuación de la realidad, un engaño a las personas y una falta grave de la deontología periodística. No debe utilizarse para intentar justificar determinadas perspectivas de cambio en relación a la concepción del matrimonio y la familia contrarias a las que viene presentado la Iglesia, y si es lógico esperar una pastoral que contemple y acoja en mayor medida a los apartados, no para darles razón en su lejanía sino para facilitar una mejor escucha y recepción del Evangelio, y facilitar así su conversión.
Hazte socio

También te puede gustar