Democracias impecables hicieron barbaridades eugenésicas en nombre de la ciencia

¿Prohibirían la actual ministra de Sanidad Trinidad Jiménez y el PSOE al Papa Pío XI condenar la eugenesia danesa, sueca, …

¿Prohibirían la actual ministra de Sanidad Trinidad Jiménez y el PSOE al Papa Pío XI condenar la eugenesia danesa, sueca, noruega de los años 20 y 30?Después de todo,estas prácticas se realizaron endemocracias maduras, ya desde 1921, con leyes del parlamento impecablemente aprobadas y a menudo bajo gobiernos socialdemócratas. Y según el PSOE, todo el que critique una ley votada en un parlamento insulta la democracia.
Cuando la vicepresidenta española, la socialista Mª Teresa Fernández de la Vega decía hace un par de años que "este gobierno no admitirá ninguna tutela moral", y miraba mal a la Iglesia española, es bueno recordar que gobiernos democráticos que no admitieron tutelas morales aprobaron leyes inmorales en sus parlamentos y dañaron a miles de personas en pleno siglo XX. Suecia reconocía en 1998 sus errores morales y pedía perdón. Es tarde para miles de víctimas. Muchas personas se habrían salvado si las maduras democracias alemana, finlandesa, noruega, danesa o estonia hubiesenescuchado a Pío XI en 1931.

Países de pedigrí democrático… en una bárbara práctica "científica"

Consideremos democrático un país con sufragio universal, que incluya el voto de todos los adultos, independientemente de su sexo, nivel económico o raza (muchos países "democráticos" tardaron años en dejar votar a mujeres, pobres o negros). Los primeros países en conseguir el sufragio universal fueron:

Alemania: 1871 (revocado durante la Alemania nazi, de 1933 a 1945)
Finlandia: 1906 (en las elecciones locales: 1917)
Noruega: 1913
Dinamarca: 1915 (con Islandia)
Estonia: 1918

Suecia lo consiguió en 1921 (se le adelantaron Hungría -1918-, Luxemburgo -1919-, Países Bajos -1919-, Polonia -1919-).

España no reconoció el voto femenino hasta 1931, y las españolas no votaron hasta 1933. Podríamos decir que Alemania, Finlandia, Noruega, Dinamarca, Estonia y Suecia le ganaban "por mucho" en democracia a la España de los años 30. Eran democracias maduras. ¿Y qué decir de la larga historia democrática de los Estados Unidos? Pese a que el verdadero sufragio universal no llegó a EEUU hasta 1965 es el país con más años ininterrumpidos de democracia.

Y sin embargo, todos estos países se volcaron, en plena democracia, en la tarea de esterilizar forzosamente (sin su consentimiento) a cientos, e incluso miles de ciudadanos simplemente por ser "deficientes", "maleantes", "defectuosos" o directamente pobres.

Como recuerda el obispo argentino Carmelo Giaquinta,

"La esterilización, como cuestión médica y moral, es moderna. Aparece a fines del siglo XIX vinculada a la teoría y a la práctica de la eugenesia. Ésta, según la definió Francis Galton (1883), es “la ciencia para mejorar la especie humana, dando a las razas y cepas mejores una mayor probabilidad de prevalecer rápidamente sobre los menos dotados”.

De allí que ya en 1907 se contó con la primera ley eugenésica en los Estados Unidos en el estado de Indiana. Siguieron campañas eugenésicas en Suecia (1922), Noruega (1923), Suiza (1928) y Dinamarca (1929). En la década del treinta el nazismo hizo de ella una de sus banderas favoritas."

En 1928 Suiza aprobaba un decreto por el que se facultaba la esterilización de los enfermos mentales. Dinamarca legalizó las esterilizaciones forzadas eugenésicas en 1929. Alemania, en 1933, al llegar (democráticamente) los nazis al poder. Noruega y Suecia tenían leyes estatalesya en 1934, aunque la practicaban desde antes. Finlandia áprobó leyes eugenésicas en 1935 y Estonia en 1936. Estas leyes, además de esterilizar, prohibían o multaban los matrimonios de ciertos ciudadanos, castigaban nacimientos de ciertos hijos, etc…

En Estados Unidos, después de Idaho, hasta 29 estados aprobaron leyes de esterilización y discriminación por eugenesia. En 1949 habían realizado unas 50.000 esterilizaciones "oficiales". Ya antes de 1935 se hicieron unas 10.000 de ellas en California, mil en Minnesota, otras mil en Oregón, dos mil en Virginia, unas 1.500 en Michigan… El Acta de Inmigración de 1924 imponía cupos muy restrictivos a los inmigrantes de raza "no-nórdica" y programas de esterilización para estos inmigrantes. En 1948 Estados Unidos impuso una ley eugenésica en el Japón ocupado que implicó hacer miles de abortos. Como ha estudiado el historiador Philip Reilly, de la Universidad John Hopkins de Baltimore, Estados Unidos llevó a cabo uno de los programas más vastos de esterilización forzosa que se conoce.

Margaret Sanger, la patriarca racista del aborto y la eugenesia

Es en esa época cuando una gran defensora de la eugenesia, Margaret Sanger, funda la IPPF (Federación Internacional de Planificación Familiar), la gran internacional del aborto, uno de cuyosrepresentantes hoy en España es el doctor Santiago Barambio, empresario abortista líder de la patronal ACAI en Cataluña. El lema de su antecesora Margaret Sanger era: “el fin principal del control de la natalidad es que las personas capacitadas [genéticamente hablando] tengan más hijos y que las incapacitadas tengan menos”.

En 1919, en su libro “La mujer y la nueva raza”, escribió que “lo más misericordioso que una familia numerosa puede hacerle a uno de sus miembros es matarlo”. La primera clínica de Sanger se creó en Nueva York apuntando a los inmigrantes latinos y judíos. En 1932 Sanger escribía su posición a favor de "una política firme y rígida de esterilización y segregación de la población cuya progenie ya es defectuosa o cuya herencia es tal que puede transmitir rasgos objetables a su descendencia". Sanger apoyó la ley “esterilizadora” de Hitler de 1933.

En 1939, Sanger propuso a Clarence Gamble –heredera de la empresa Procter and Gamble- un plan para promover el control de la natalidad específicamente entre los negros. Entre 1943 y 1945 la filial americana de IPPF afirmaba que la eugenesia era un instrumento necesario para evitar el nacimiento de niños que podrían ser una “carga” para la sociedad. La IPPF y sus afiliados (como la ACAI y el doctor Barambio en España) nunca han condenado públicamente los enfoques racistas y eugenésicos de su fundadora.

En nuestros días

En 1998 el gobierno sueco aprobó una indemnización a los afectados aún vivos: admitía que de las 62.888 esterilizaciones suecasentre 1935 y ¡1975!, "miles" lo sufrieron contra su voluntad. Se esterilizaron personas de “raza mixta, poca inteligencia o con defectos físicos”. La historiadora Maija Runcis (Universidad de Estocolmo) aclara que “las historias clínicas de los operados no permiten determinar con exactitud a cuántos de ellos se les forzó y cuántos se sometieron voluntariamente a la intervención”. Calcula que fueron 15.000 las esterilizaciones forzosas practicadas. Todas se hicieron con los sucesivos gobiernos socialdemócratas, preocupados por el Estado de Bienestar.

La fiebre eugenésica continua en días cercanos. En Perú, siendo ilegal el aborto, se ha confirmado que entre 1996 y 2000 se realizaron más de 200.000 ligaduras de trompas y 16.000 vasectomías “bajo presiones, amenazas e incentivos con alimentos”, sobre todo a mujeres pobres e indígenas a las que no se les decía lo que le hacían. Al presentarse como parte de un plan masivo de "salud pública", el expresidente Alberto Fujimori y tres exministros de sanidad enfrentan por ello denuncias por genocidio.

Decían que la Iglesia iba contra la ciencia, pero el Papa tenía razón

En los años 30, la eugenesia parecía lo más "científico", "compasivo", "solidario", necesario, moderno, etc… Cuando el Papa y la Iglesia hablaron contra esta mutilación de las personas sin necesidad médica y muchas veces bajo coaccionesu obligación legal, muchos le acusaron de "estar contra la ciencia y el progreso". Así se expresaba Pío XI en pleno furor eugenésico:

“Es necesario condenar la perniciosa práctica que afecta de manera inmediata al derecho natural del hombre a contraer matrimonio, y que también toca a la prole. Hay algunos, demasiado solícitos de los fines eugenésicos, que no sólo dan consejos idóneos para procurar con mayor seguridad la salud y vigor de la prole futura – lo cual no es contrario a la recta razón -, sino que anteponen el fin eugenésico a cual quiera otro, incluso de orden más alto, y pretenden que la autoridad prohíba el matrimonio a todos aquellos que, según las normas y conjeturas de su teoría, estiman que habrán de dar una prole defectuosa y enferma por transmisión hereditaria, aun cuando aquellos sean de por sí aptos para el matrimonio. Más aun: aspiran a que, incluso contrariando su voluntad, y conforme al informe del médico, se les prive por ley de dicha facultad natural. Y esto, contra toda 1ey y derecho, con una facultad que se arrogan los magistrados civiles, la cual jamás tuvieron ni pueden tener legítimamente."

(Pío XI, encíclica Casti Connubii, 31 de diciembre de 1930, puede leerseen
http://www.vatican.va/holy_father/pius_xi/encyclicals/documents/hf_p-xi_enc_31121930_casti-connubii_sp.html )

Una democracia, por muy parlamentaria que sea, no es inmune a hacer leyes inmorales e inhumanas. La sociedad debe ejercer una vigilancia moral sobre el Estado, que con facilidad cae en la inmoralidad. La experiencia previa a la Segunda Guerra Mundial (y su larga continuación posterior) es una demostración clara que nos ofrece la Historia.
Es en este contexto, después de leyes de experimentación con embriones,falta de control del aborto, reparto de píldoras abortivas (la poscoital lo es, la RU-486, etc…), cuando falta protección clara a la vida y la familia es cuandocobran más sentido las palabras de los obispos y otros oradoresel 30 de dieciembre de 2008 ante cientos de miles de ciudadanos en Plaza Colón de Madrid: http://www.forumlibertas.com/frontend/forumlibertas/noticia.php?id_noticia=9923.
Hazte socio

También te puede gustar

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no se va a publicar. campos obligatorios *

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>