E-cristians propone una hoja de ruta a los políticos sobre aborto y natalidad

E-cristians ha lanzado una propuesta sobre el aborto ante las próximas elecciones municipales y autonómicas que tendrán lugar el …

Forum Libertas

E-cristians ha lanzado una propuesta sobre el aborto ante las próximas elecciones municipales y autonómicas que tendrán lugar el 22 de mayo. La propuesta consiste en la recomendación de unas líneas a seguir en el ámbito político para generar un marco de igualdad en el ejercicio de opciones que fomenten el aborto o los nacimientos. Por ello la asociación afirma que el ejercicio político sobre el aborto y el nacimiento debe ser “como mínimo neutro”.

A esa situación de convivencia el texto interpone dos matices: el primero es que la vida “es el bien constitutivo necesario para que puedan darse otros bienes” por lo que “es el primer valor del que dependen todos los demás: la condición inicial necesaria de la vida es el nacimiento”. El segundo matiz está relacionado con el bien común y es que “el fundamento del sistema de bienestar es la natalidad, al menos a largo plazo”.
En este sentido, tal y como constata E-cristians, el aborto ya tiene un impacto negativo y decisivo sobre: el capital humano (y por tanto, sobre la renta futura), sobre los ingresos de la Seguridad Social vía pérdida de cotizaciones futuras.
Véase, en este sentido, el estudio de la INCAS-UAO sobre los costes del aborto.
Por ello el documento titulado ‘La vida y el aborto. Esquema de una política pública a corto término para ser aplicada por la Comunidad Autónoma, Ayuntamientos y Diputaciones’, afirma que la política pública necesaria “tenderá a reducir los abortos, ya favorecer los nacimientos: una combinación de políticas de restricción y fomento”.
Qué se puede hacer con la ley actual
En el marco de la legislación actual E-cristians propone una serie de políticas de restricción, entre las que se encuentra suprimir todo gasto dirigido al programa de la RU-486 (la ‘píldora del día después’) en ambulatorios y restringir su uso en los hospitales. De ese modo “su dispensa no sería indiscriminada sino fruto de un acto médico protocolizado”.
También plantea suprimir los programas en el ámbito de la administración local y autonómica, y también por tanto los de las diputaciones, fundamentados en una educación sexual, y, según el documento, “situada en el margen de la educación integral afectivo-sexual de los adolescentes y jóvenes”.
En relación a la prevención de las enfermedades de transmisión sexual (ETS) se pide aplicar los criterios de la OMS de abstinencia sexual y retraso en la primera relación, así como la fidelidad a la pareja, “en lugar de limitarlo todo al tercer elemento, el preservativo”.
Entre las restricciones también se recomienda reducir la dispensa de la píldora del día después en centros públicos en un 10% respecto al 2010. Suprimir la dispensa en farmacias, y que la dispensa en ambulatorios se ciña a un protocolo informatizado dirigido a evitar la reiteración en su uso. “No se dispensará más de dos veces al año”, estipula el documento.
Además, se pide reorientar las actuaciones del Departamento de Sanidad y de las administraciones locales a las escuelas bajo criterios de la OMS y divulgar una campaña audiovisual sobre qué es el aborto y cuáles son sus posibles consecuencias.
También se sugiere regular el Decreto en relación a las clínicas privadas obligando a entregar a la mujer que quiere abortar un folleto que incorpore contenidos sobre qué es al aborto y sus consecuencias, y las ayudas y recursos públicos y privados de que dispone. Además, se debería definir lo que se considera malformación del feto, lo que se considera riesgo, el procedimiento no manipulable de la edad del feto o maduro a abortar, la obligación de tratar el feto como restos humanos y no como residuos sanitarios, la regulación de la práctica, la inspección regular de las clínicas (tanto fiscales como de los equipamientos) y la aplicación de una reglamentación de sanciones y faltas leves, graves y muy graves, de carácter acumulativo.
Por otro lado, se pide que la estadística sobre abortos esté definida de acuerdo a los procedimientos estándares en el campo estadístico para información oficial en cuanto a la elaboración, supervisión, codificación y control.
Cómo fomentar la natalidad y la cultura de la vida
En cuanto a las políticas de fomento a favor de la natalidad E-cristians considera necesario que la Generalitat, las diputaciones y los ayuntamientos destinen una partida dirigida a la mujer embarazada hasta la culminación del embarazo y una segunda dirigida a subvenciones por hijo.
También creen necesario que se reorienten los servicios sociales de modo que informen a las mujeres que quieren abortar y que acrediten decisiones positivas a la natalidad de mujeres embarazadas.
En este sentido, la asociación pide que se desarrollen campañas de educación sexual integral ligada a la educación de la afectividad en el desarrollo del menor. Estas iniciativas deberían correr a cargo de del Departamento de Bienestar Social y de Enseñanza de la Comunidad Autónoma así como de las administraciones locales.
Por su parte, el Departamento de Cultura, sus organismos y las radios y televisiones públicas autonómicas y locales, deberían de dejar de presentar como moral y positivo el aborto, otorgando y dando prioridad a lo que valore la maternidad.
Finalmente, se insta a que las entidades que ayudan a las mujeres embarazadas y las que fomentan el derecho a la vida tengan prioridad en las subvenciones, y que l inspección de trabajo desarrolle actuaciones específicas de información y represión en el mobbing, o discriminación de la mujer embarazada y de la madre.
Hazte socio

También te puede gustar