El canto cristiano de la Sibila, Patrimonio Inmaterial de la UNESCO

El canto medieval cristiano de la Sibila es uno de los cinco nuevos reconocimientos de la UNESCO que ha logrado España. Acompañan a este…

El canto medieval cristiano de la Sibila es uno de los cinco nuevos reconocimientos de la UNESCO que ha logrado España. Acompañan a este canto originario de Mallorca el flamenco, los castells catalanes de personas y las tradiciones compartidas de la dieta mediterránea y la cetrería. Cinco manifestaciones culturales españolas que pasaran a formar parte de la lista de Patrimonio Inmaterial de la Unesco.

La Sibil·la (como se denomina en su Mallorca originaria) es un canto profético que enriquece los maitines de Navidad, antes de la liturgia eucarística. Proviene de un acróstico griego del siglo IV, que posteriormente San Agustín tradujo al latín, incluyéndolo en su conocido libro La ciudad de Dios.
A partir del siglo X ya se puede encontrar el texto de La Sibila en diferentes lugares del Mediterráneo y, aunque inicialmente se cantaba en latín, a partir del siglo XIII se tienen documentadas las primeras versiones en catalán.
Con la conquista, se incorporó La Sibila con la liturgia romana y el canto gregoriano a la celebración de la festividad de la Navidad en Mallorca. “Con este reconocimiento, la UNESCO hace un reconocimiento también a nuestra cultura, a la lengua propia, ya las arraigadas tradiciones de las Islas Baleares”, ha manifestado el Govern balear.
El Govern ha mostrado su satisfacción “en nombre de la ciudadanía” de las islas por la decisión de la UNESCO y ha felicitado al Consell de Mallorca por el éxito de su propuesta.
Un mérito de “todos los que lo cantaron alguna vez”
El sacerdote y experto en este canto centenario, el sacerdote Joan Parets, rector de la parroquia de Campanet (Mallorca) y responsable del centro de investigación sobre el canto de la Sibila, ha atribuido el mérito del reconocimiento a “todos los que han cantado alguna vez esta pieza tradicional navideña y han asegurado su pervivencia”.
“No me lo esperaba –ha explicado este párroco de 70 años-, nadie nos lo esperábamos. Pensaba que iba a ser más difícil pero creo que todos los candidatos españoles hemos tenido suerte”, ha comentado en declaraciones a la agencia EFE, en una tarde que ha calificado de histórica.
Para Parets, el reconocimiento de la UNESCO es un “acontecimiento único”, y representa el hito más importante para este drama litúrgico y canto gregoriano desde que fue declarado Bien Inmaterial de Interés Cultural hace seis años por el Consell de Mallorca.
Esta pieza la cantaban históricamente niños, aunque en los últimos tiempos -y acorde con el hecho de que la Sibila es una mujer- lo hacen sobre todo niñas: “A ellos –constata el sacerdote-, a todos los que alguna vez han interpretado esta pieza músico-teatral, hay que reconocerles el mérito, porque gracias a ellos tenemos a la Sibila”.
El reconocimiento ha sido recibido por este párroco entregado al estudio de este canto como un apoyo para continuar profundizando en la investigación del mismo “con más seriedad” y un impulso a su aspecto más religioso.
España cuenta con diez tradiciones
Con el reconocimiento hoy por la UNESCO de doce tradiciones españolas y latinoamericanas como parte de la lista del Patrimonio Inmaterial, España cuenta ya con diez elementos y Latinoamérica con 30 en esta relación elaborada por esa agencia de la ONU.
La lista del Patrimonio Inmaterial la integran, en la actualidad, 200 elementos, reconocidos por la UNESCO en 2001, 2003, 2005, 2008, 2009 y 2010. La lista de los elementos españoles que son Patrimonio Inmaterial de la UNESCO y año de inclusión son: el Misterio de Elche (2001), la Patum de Berga (2005), el Silbo Gomero (2009), el Consejo de Hombres Buenos de la Huerta de Murcia (2009), el Tribunal de las Aguas de la Huerta de Valencia (2009), el Canto de la Sibila mallorquín (2010), el Flamenco (2010), los Castells catalanes (2010), la dieta mediterránea (2010) (propuesta conjunta con Italia, Grecia y Marruecos), la cetrería (2010) (propuesta conjunta con Emiratos Árabes Unidos, Bélgica, República Checa, Francia, República de Corea, Mongolia, Qatar, Arabia Saudí, Siria y Marruecos).
La lista de los elementos latinoamericanos que integran la lista de Patrimonio Inmaterial de la Unesco y año de inclusión son: Argentina, junto a Uruguay, el tango (2009); Belice, Guatemala, Honduras y Nicaragua, la lengua, la danza y la música de los garifunas (2008); Bolivia, el carnaval de Oruro y a cosmovisión andina de los kallawayas (2008), Bolivia, Chile y Perú, protección de la herencia cultural de las comunidades Aymara en Bolivia, Chile y Perú (2009); Brasil, la Samba de Roda de Recôncavo de Bahía y las expresiones orales y gráficas de los wajapi (2008); Colombia el Carnaval de Negros y Blancos (2009), las procesiones de Semana Santa de Popayán (2009), el carnaval de Barranquilla y el espacio cultural de Palenque de San Basilio (2008), el sistema normativo de los wayuu (2010) y las músicas de marimba y los cantos tradicionales del Pacífico Sur (2010).
A esos hay que sumar: Costa Rica, la tradición del boyeo y las carretas (2008); Cuba, la Tumba Francesa de la Caridad de Oriente (2008); Ecuador y Perú, el patrimonio oral y las manifestaciones culturales del pueblo zápara (2008); Guatemala, la tradición del teatro bailado Rabinal Achí (2008); México, la ceremonia ritual de los Voladores (2009), lugares de memoria y tradiciones vivas de los otomí-chichimecas de Tolimán: la Peña de Bernal, guardiana de un territorio sagrado (2009), las fiestas indígenas dedicadas a los muertos (2008), la cocina mexicana, los parachicos de la fiesta de enero de Chiapa de Corzo y el canto de la pirekua (2010); Nicaragua, el Güegüense (2008); Perú, el arte textil de Taquile (2008); las danzas de la tijera y la huaconada (2010); República Dominicana, el espacio cultural de la Cofradía del Espíritu Santo de los Congos de Villa Mella (2008) y la tradición del teatro bailado Cocolo (2008); y Uruguay, el candombe y su espacio sociocultural: una práctica comunitaria (2009).

Enlace relacionado

Hazte socio

También te puede gustar