El fracaso escolar en España se instala también en la universidad

Tal como informábamos el pasado 16 de diciembre en el artículo Fracaso escolar en España: Finlandia, el modelo a imitar, el nivel educativo de los est…

Tal como informábamos el pasado 16 de diciembre en el artículo Fracaso escolar en España: Finlandia, el modelo a imitar, el nivel educativo de los estudiantes españoles está a la cola de los países más desarrollados, según los datos extraídos del informe PISA 2003 de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE). Nuevos datos vienen a confirmar ahora que ese fracaso escolar se ha instalado también en las universidades españolas y los expertos exigen un nuevo modelo educativo, mientras el Gobierno de Zapatero sigue “sin mover ficha”.

Entre un 40 y un 50 por ciento de los jóvenes que acceden a la universidad en este país abandona la carrera. El porcentaje aumenta hasta un 90 por ciento en el primer año de estudios técnicos e ingenierías. Hay que considerar que la media europea de estudiantes universitarios que abandonan la carrera es de un 30 por ciento, según la misma OCDE. El Plan Nacional de Evaluación de la Calidad Universitaria (PNECU) también añade que el rendimiento del 39 por ciento de las titulaciones españolas es “malo”, entendido en términos del número de aprobados y suspensos.

El ejemplo de Francia

Mientras el Ejecutivo español permanece impasible ante el fracaso del actual modelo, otros países mejor situados en el ranking del sistema educativo europeo toman medidas para mejorar el nivel de formación de sus alumnos. Es el caso de Francia, que figura en el puesto número 13 de ese ranking mientras España está en el 24. 

El ministro de Educación francés, François Fillon, ha presentado este miércoles, 12 de enero, un proyecto de ley de orientación sobre la escuela que ha sido muy debatido en el país vecino durante los últimos meses. La reforma, que ha recibido una buena acogida entre la sociedad francesa, fija como prioridad la lucha contra el fracaso escolar. Entre otras medidas, se contempla el derecho de los padres a que aquellos hijos que no sigan adecuadamente el ritmo del curso puedan acceder a clases de repaso en pequeños grupos.

Los expertos piden un cambio

Ante este panorama, expertos españoles en la materia ya han manifestado públicamente que hay que cambiar el modelo educativo. Pedro Álvarez, catedrático de Economía aplicada en la Universidad de Extremadura, ha tanteado el nivel con que sus alumnos de 1º pisan las aulas universitarias. Los resultados son desalentadores: Ninguno respondió bien todas las cuestiones planteadas, basadas en simples multiplicaciones, divisiones o en la obtención de fracciones y porcentajes. Sólo uno acertó 15 de las 20 preguntas propuestas. Los alumnos de ESO, además, son incapaces de escribir 25 palabras sin faltas de ortografía. Álvarez manifiesta que hace 10 años “el nivel de los alumnos no era tan bajo” y culpa a las autoridades educativas, “que no se preocupan” del actual fracaso escolar.

También Manuel Antonio García Sedeño, docente de la Universidad de Cádiz, coincide en el diagnóstico del nivel con que los estudiantes llegan a la universidad. El experto pone en duda que las universidades españolas estén preparadas para la adaptación al futuro Espacio Europeo de Educación Superior (EEES): “El excesivo número de alumnos, la teorización de la Universidad, su alejamiento del mundo profesional, la escasez de medios y el nuevo modelo educativo exigen un cambio”. La crítica al modelo educativo y a la escasa inversión es también compartida por José Gimeno, catedrático de Didáctica de la Universidad de Valencia.

Hazte socio

También te puede gustar

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no se va a publicar. campos obligatorios *

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>