El suicidio de España, por Enrique de Diego

Después de habernos regalado Días de infamia, del 11-M al 14-M y Los nuevos clérigos, Enrique de Diego vuelve a la carga con El suicidio de España. Ob…

Después de habernos regalado Días de infamia, del 11-M al 14-M y Los nuevos clérigos, Enrique de Diego vuelve a la carga con El suicidio de España. Obra que, en su estilo periodístico, no desprecia la reflexión profunda e histórica sobre los últimos devenires políticos de España.

 

En el fondo el libro se plantea como una revisión de la Transición en las claves que han permitido que España esté como está. Una situación que el autor califica de auténtico suicidio: “El suicidio es originario, está implícito en el pacto inicial de la Transición”.

 

La Transición fue un “Big Bang” cocido en el seno del último franquismo. Polanco, desde la editorial Santillana gozaba de los beneplácitos del franquismo y empezaba a amasar su fortuna. Gregorio Peces Barba era Delegado del SEU (Sindicato falangista en las Universidades), Juan Luis Cebrián había sido director de Televisión. Así, en la Transición: “no hubo ruptura. La Transición fue liderada por franquistas. Fue pacto pragmático, proceso racional, desenvuelto en los límites de lo posible”.

 

 Un pacto que tuvo una clave que hizo posible el ulterior desarrollo de la historia política tal y como la conocemos: la ley electoral. Poco se ha reflexionado sobre este hecho, pero la ley electoral permitió eliminar pluralismo político y dar, a la postre, rienda suelta a los nacionalismos. La Ley d´Hondt, que dificulta las mayorías, aboca a los partidos nacionales a pactar (excepto en las raras épocas de mayoría absoluta) con partidos nacionalistas.

 

Enrique de Diego quiere ver en la aspiración de la izquierda por conseguir cuotas de poder la entrega de espacios de poder a los nacionalistas. Un entreguismo visible en Cataluña, donde el PSC –con bases castellano parlantes- pasó a ser dirigidos por cuadros burgueses pseudocatalanistas.

 

La debilidad de la izquierda se manifiesta en este último período de la historia de España, en la debilidad de sus dirigentes. ¿Cuál es la experiencia vital y profesional de Zapatero? Salvo unas pocas clases de Derecho en la Universidad de León, su única profesión conocida es la de Diputado, pero sin haber ocupado cargos relevantes en el propio partido.

 

Ante ello –un gobierno débil y unos nacionalismo fuertes- De Diego se ve obligado a revisar los conceptos de Estado de Derecho y algunos clásicos de la reflexión sobre España como Claudio Sánchez Albornoz o Ramón Menéndez Pidal, aunque quizá se echa en falta otros clásicos como Vázquez de Mella que hubieran proporcionado los mejores argumentos contra el nacionalismo y contra el centralismo.

 

En esta fase del libro no le queda más remedio al autor que revisar las tesis nacionalistas. El nacionalismo será considerado: “tribalismo sublimado”; unas originales referencias a la clásica obra de Popper, La sociedad abierta y sus enemigos, permite al autor clasificar el nacionalismo como un reflejo de las sociedades cerradas, herederas del tribalismo, que tan magníficamente describe Popper para discutir con el historicismo marxista.

 

Por fin, y quizá sea éste el acierto del libro, se revisan los fundamentos del idealismo alemán en la construcción del nacionalismo moderno: Fichte y su educación estatalizadora, Hegel y su divinización del Estado o Renan y la obsesión por las fronteras que delimiten un Estado. Revisión que quedaría incompleta si no se reflexionara sobre Ortega y sus “errores” de perspectiva a la hora de entender lo que es España. Unas breves pero interesantes indicaciones sobre Ortega, darán lugar a la última reflexión del libro: el plan Ibarretxe, como culminación del suicidio de España.

 

Así, Enrique de Diego culmina un libro periodístico, ameno y no por ello importante para reflexionar y sintetizar los últimos 30 años de nuestra historia.

 

 

El suicidio de España

Enrique de Diego

Libros Libres

238 págs.

15 euros

Hazte socio

También te puede gustar

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no se va a publicar. campos obligatorios *

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>