En la UE ya es más fácil crear una empresa; en España, todavía no

Si crear una empresa es una fuente de riqueza, ¿por qué la Administración lo pone tan difícil? Es la pregunta que se podría hacer cualquier emprendedo…

Si crear una empresa es una fuente de riqueza, ¿por qué la Administración lo pone tan difícil? Es la pregunta que se podría hacer cualquier emprendedor en nuestro país. Mientras la Unión Europea (UE) ha reducido a 12 los días para poner los papeles en regla, en España se tarda una media de 47 días. Además, los españoles deben realizar hasta 12 trámites para crear un negocio.

 

De hecho, España ocupa el puesto 38 en el ranking mundial de 72 países sobre la facilidad para hacer negocios, según los datos del informe Doing Business 2008 del Banco Mundial.

 

Los diez primeros puestos son, por este orden, para Singapore, Nueva Zelanda, Estados Unidos, Hong Kong (China), Dinamarca, Reino Unido, Canadá, Irlanda, Australia e Islandia.

 

Por delante de España también están países como Noruega (puesto 11), Finlandia (13), Suecia (14), Suiza (16), Estonia (17), Bélgica (19), Alemania (20), Países Bajos (21), Letonia (22), Austria (25), Lituania (26), Francia (31), Eslovaquia (32), o Portugal (37).

 

De los países importantes del entorno, sólo Italia obtiene una posición peor que la de España, con el puesto 53.

 

España lo pone difícil

 

La Comisión Europea dio a conocer recientemente los datos sobre el coste medio de la creación de una empresa en los países de la UE-15. De los 24 días de plazo y los 813 euros que debían afrontar los europeos que querían crear una empresa se ha pasado a 12 días de media y una inversión de 554 euros.

 

Por el contrario, crear una empresa en España sigue siendo una odisea burocrática para emprendedores. Hay que dedicar una media de 47 días y realizar hasta 12 trámites distintos para abrir un negocio, como se puede constatar en la web Barcelona Activa del Ayuntamiento de Barcelona.

 

En el enlace “Guía de Tramits”, clicando sobre ‘Tràmits a seguir’, aparece un menú con los diferentes tipos de sociedad a crear. En cada uno de ellos se especifican los diferentes pasos a seguir para crear una empresa, por ejemplo, para una sociedad limitada:

 

1. Trámites de apertura y licencias de local

2. Obtención certificación negativa de nombre o razón social

3. Acta y estatutos sociales

4. Escritura pública de constitución

5. Declaración previa solicitud CIF

6. Liquidación ITP/AJD

7. Inscripción Registro Mercantil

8. Alta IAE

9. Declaración censal de inicio de actividad

10. Inscripción de la empresa a la Seguridad Social y altas empresario y trabajadores

11. Comunicación de apertura del centro de trabajo

12. Obtención libros de matrícula y visitas

 

Y sale caro

 

Pero, no sólo resulta complicado ser emprendedor por el tiempo de espera y la cantidad de trámites a seguir; en España tampoco se han reducido los costes de constitución de una sociedad.

 

“El impuesto de operaciones societarias, del 1%, lleva mucho tiempo sin bajar, y los aranceles de notarios y registradores tampoco han disminuido”, asegura José Luis Casajuana, presidente del Foro de Juristas de Empresa.

 

No es lo mismo crear una sociedad que montar una empresa. Aunque el acto expreso de constituir una sociedad limitada en España pueda rondar los 600 euros (incluyendo las minutas de los gestores), esta cuantía está calculada sin tener en cuenta muchos otros trámites, como los permisos obligatorios que hay que pedir, por ejemplo, a las comunidades autónomas o a los ayuntamientos”, añade.

 

Cabe recordar que un estudio del Banco Mundial (BM) elaborado el pasado mes de febrero, Haciendo negocios 2007, ya informaba de los obstáculos para abrir un negocio en España.

 

Según un análisis de ese estudio del BM, realizado por el profesor de Ciencia Política de la Universitat Oberta de Catalunya (UOC) Jaume López, “en España la apertura de un negocio conlleva un gasto económico considerable: un 16,2 por ciento de los ingresos per càpita (la media de la OCDE es del 5,3%)”.

 

El experto indicaba entonces que “sin contar con las aportaciones de capital que van desde los 3.000 a los 60.000 euros necesarios según el tipo de sociedad”, y “sin contar con los honorarios de intermediarios (gestoría, etc.)”, los costes “de permisos y trámites para un negocio abierto al público de 40 metros cuadrados puede ascender a unos 5.500 euros”.

 

Artículos relacionados:

 

Si quieres abrir un negocio en España, ármate de paciencia y prepara el talonario

 

Odisea burocrática para emprendedores: Crear una empresa en España

 

EpC: ¿y si cuestionamos el currículo?

Hazte socio

También te puede gustar

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no se va a publicar. campos obligatorios *

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>