Escándalo en las aulas: Dinero a cambio de niños aprobados

Es un “auténtico fraude”, dicen profesores y catedráticos sobre el plan de mejora de la ESO del Departamento de Educación y Universidades de la Genera…

Es un “auténtico fraude”, dicen profesores y catedráticos sobre el plan de mejora de la ESO del Departamento de Educación y Universidades de la Generalitat de Cataluña. El plan pretende reducir el fracaso escolar incentivando económicamente a los institutos que alcancen un porcentaje mínimo de aprobados, al margen de los conocimientos adquiridos por los alumnos.

 

El porcentaje de fracaso escolar alcanza en Cataluña el 30 por ciento y la Generalitat quiere reducir esa cifra a toda costa. Así, para aumentar el número de alumnos que se gradúen en ESO y en bachillerato, el Departamento de Educación ha ideado un plan trianual de mejora, presentado el pasado 20 de septiembre, que también contempla la incorporación de más profesores, siempre que se cumplan los objetivos marcados.

 

Contra esta decisión ya se han manifestado, entre otros, la Associació de Catedràtics d’Ensenyaments Secundaris de Catalunya (Acesc) y la Federació de Secundària Aspepc-SPS, que consideran que el objetivo del plan de Educación “es político, no educativo”.

 

Ambas asociaciones basan sus afirmaciones en los documentos que han llegado a los centros escogidos, más de 200, para realizar el proyecto durante este curso.

 

Éxito escolar, “por decreto”

 

Acesc y Aspepc-SPS critican que Educación no establezca como indicador básico la mejora de conocimientos como pruebas de aptitud externas, algo que se lleva a la práctica en la mayoría de sistemas europeos. En Cataluña, el éxito escolar se medirá en el porcentaje de aprobados obtenido.

 

Para acogerse al plan de la consejería y obtener una dotación económica adicional, los institutos deben firmar un contrato en el que se preestablece el porcentaje de alumnos que deben aprobar en cada centro. Así, las dos asociaciones temen que “los centros se vean obligados a aprobar al 90 por ciento de los alumnos de primer y segundo ciclo de ESO” para no incumplir lo firmado.

 

Educación pretende reducir el fracaso escolar por decreto, no con medidas educativas”, afirman desde Acesc y Aspepc, quienes también consideran que esta práctica “vulnera la legalidad” y “degrada la enseñanza pública”.

 

Al margen de las necesidades

 

Otra de las críticas a la consejería se refiere al incremento de profesores que prevé el plan de mejora. Según estas asociaciones, el departamento ha decidido que este ‘refuerzo’ será de un profesor de plástica y otro de música “independientemente” de las necesidades de cada instituto.

 

Desde el departamento, Eugeni García, responsable del plan, asegura que estos profesores forman parte de un proyecto ‘estratégico’ para tratar la diversidad.

 

También el sindicato Fete-UGT se muestra muy crítico con el plan de mejora de la ESO y considera que lo que ha llegado a los institutos “poco tiene que ver con la filosofía que se nos explicó en su momento”, según aseguró recientemente su portavoz, David Medina.

 

Si el único criterio para dotar de recursos adicionales a los centros es el éxito académico no se contribuye en absoluto a la cohesión social, denuncia el representante sindical, quien opina que los IES de zonas más desfavorecidas “lo tendrán mucho más crudo para obtener los resultados que se les exigen”. Además, Medina concluye que “mejorar el nivel de aprobados no implica más conocimientos”.

Hazte socio

También te puede gustar

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no se va a publicar. campos obligatorios *

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>