¿Escuelas sin armarios?

Este año, el lema de los colectivos de gays y lesbianas es “a la escuela sin armarios”. Sin embargo, el significado es inexacto. No…

Este año, el lema de los colectivos de gays y lesbianas es “a la escuela sin armarios”. Sin embargo, el significado es inexacto. No se trata de eliminar los armarios sino de cambiar el mobiliario. Porque hay armarios que son incompatibles con un acabado ético y con un acabado estético.

Si sacamos la ropa gay del armario hay que meter en él la ropa cristiana. No hay más remedio. Porque no puede ser buena una cosa y su contraria. El relativismo moral no es un principio sino un proceso. Un proceso de inversión de valores. No un principio según el cual todos los valores están al mismo nivel, sino un proceso por el que un valor pasa a ser un contravalor y el contravalor se convierte en un valor. El proceso es imparable. Llega a su fin y vuelve. Esperemos que esta vez también.

Hazte socio

También te puede gustar