Fallece Albano Mattioli, el sacerdote que hizo oír a miles de sordos

A los 93 años de edad falleció en Italia el padre Albano Mattioli, superior mayor emérito de la casa de La Plata de la Compa&ntil…

A los 93 años de edad falleció en Italia el padre Albano Mattioli, superior mayor emérito de la casa de La Plata de la Compañía de María para la Educación de los Sordomudos, y el religioso más anciano de esta congregación religiosa, fundada en 1839 por el Siervo de Dios Don Antonio Próvolo.

Nació el 27 de mayo de 1919 en Perzacco, Comuna de Zevio, Provincia de Verona, Italia. El 8 de septiembre de 1937 profesó como religioso de la congregación de derecho pontificio Compañía de María para la educación de los Sordomudos. Se ordenó sacerdote el 18 de junio de 1944. Cursó y obtuvo los títulos de Maestro de Sordos en la Escuela de Método Girólamo Cardano, de Milán (Italia), y el de Maestro Especializado en la Educación de Niños Sordomudos, Hipoacúsicos y Subnormales.

Ejerció la profesión de educador desde 1945 hasta 1996 y se desempeñó en distintos cargos: Director, Vicedirector, Maestro de grado, de Articulación y Preceptor en Italia. Desde 1965 su actividad se desarrolló en la casa de la congregación en la ciudad de La Plata.

Desarrolló una muy importante labor en la oralización y formación religiosa y moral de miles de niños sordos posibilitando una plena integración a la familia, a la sociedad y al mundo del trabajo teniendo siempre como lema las palabras del padre Antonio Próvolo: "Abrir los labios a la Palabra y su mente a las verdades de la Fe".

Su actividad pastoral más importante fue la que efectuó con los alumnos y ex alumnos de la escuela Antonio Próvolo, de La Plata, y su ayuda a las distintas parroquias y comunidades religiosas de esa ciudad.

En la Argentina estuvo siempre al frente de las necesidades del Instituto Antonio Próvolo y pudo ver el inicio y el feliz desarrollo del nuevo Instituto Antonio Próvolo, inaugurado en Mendoza el 19 de marzo de 1998.

Por sus méritos como educador católico, el 29 septiembre de 2000 el Consejo Superior de Educación Católica le acordó la distinción del Divino Maestro. El 11 de diciembre de 2005 la Cámara de Comercio, Industria, Artesanía y Agricultura de Verona (Italia) le asignó el Premio de la Fidelidad al Trabajo, Progreso Económico y Trabajo Veronés en el mundo, en la categoría reservada a los trabajadores en el exterior.

Fue miembro de la Obra Antonio Próvolo de La Plata desde 1966 como vicepresidente o vocal hasta ser nombrado presidente en 1974, cargo que ejerció hasta el año 2007, cuando no pudo ser más elegido por haberse vuelto a la Casa Madre en Italia debido a la grave enfermedad que estaba sufriendo.

En Italia pudo recuperarse de manera muy satisfactoria. Iniciaba el año 2013 con la esperanza de buena salud, pero después de la fiesta de la Epifanía tuvo que retirarse a la cama porque su corazón ya no aguantaba más y el 14 de enero de este año, a la edad de 93 años, “dejó esta tierra para el cielo, para recibir el premio de su vida de apostolado y sacrificio en bien de la Comunidad y de un montón de ex alumnos por él tan amados”, según reza un comunicado de la congregación.

“La comunidad religiosa de La Plata -dice el comunicado- que ha contado por muchos años con su servicio humilde y generoso de sacerdote, maestro y Superior Mayor se une a la oración de toda la Congregación para el sufragio de su alma y al mismo tiempo le agradece a Dios por la herencia de bien que le ha dejado”.

Hazte socio

También te puede gustar