Forzarían a las agencias católicas de adopción a entregar niños a homosexuales

Trabajar con huérfanos es una "especialidad cristiana" desde hace 2000 años: ya en la Carta de Santiago (capítulo 1, versículo 27) se define…

Trabajar con huérfanos es una "especialidad cristiana" desde hace 2000 años: ya en la Carta de Santiago (capítulo 1, versículo 27) se define lo que es la religión así: “la religión que Dios Nuestro Padre acepta como pura y sin falta es esta: cuidar de los huérfanos y las viudas en su tribulación y mantenerse a salvo de la contaminación del mundo”.
 
Pero en Inglaterra. como antes en EEUU, las leyes que permiten –e incluso fuerzan- la entrega de niños huérfanos a parejas de gays imposibilitan “cuidar de los huérfanos” al tiempo que se evita “la contaminación del mundo”.
 
El criterio católico es claro: en lo posible, la adopción imita la naturaleza y un niño tiene derecho a un padre y una madre. Las agencias católicas de adopción en Inglaterra buscan padres a unos 250 niños al año. Son sólo un 4% de las adopciones en el Reino Unido, aunque uno de cada tres niños con dificultades especiales (con graves minusvalías, por ejemplo) están a su cargo.  
 
El responsable de la Iglesia católica en Inglaterra y Gales, el cardenal Murphy O’Connor, ha escrito a varios ministros asegurando que la Iglesia podría cerrar sus agencias de adopción si las leyes les obligaran a aceptar que niños pudieran ser adoptados por padres gays. "Creemos que no sería razonable, que sería innecesario, injusto y discriminatorio contra los católicos si el Gobierno insiste en su idea de que si queremos continuar trabajando con las autoridades locales, las agencias católicas deben actuar contra las enseñanzas de la Iglesia y en contra de su propia conciencia estando obligados por ley a ofrecer este tipo de servicio", declaró.
 
Los católicos pedían una excepción en la ley para sus asociaciones, igual que se da ya con los médicos de la seguridad social que se niegan a practicar abortos. La ministra de Administraciones Públicas, Ruth Kelly (famosa por ser del Opus Dei) y el primer ministro Tony Blair, estaban en un principio trabajando esa posibilidad. También el líder de la Iglesia anglicana, el arzobispo de Canterbury, Rowan Williams, y el arzobispo de York, John Sentamu, pidieron al gobierno el respeto a la libertad de conciencia y apoyaron explícitamente la petición católica. Grupos anglicanos que trabajan en adopciones contrarios a la adopción gay se encontrarían en situaciones similares a la de los católicos.
 
Sin embargo, se han opuesto los ministros de Educación, Alan Johnson, y el titular para Irlanda del Norte, Peter Hain. Ambos aspiran a ser elegidos vicelíderes del Partido Laborista cuando éste tenga que designar al actual ministro del Tesoro, Gordon Brown, como sustituto de Tony Blair.
 
La Ley inglesa de Igualdad trata de impedir la discriminación en la prestación de servicios "por razones de edad, sexo, minusvalía, raza, religión u orientación sexual". La ley sobre uniones homosexuales ya entró en vigor hace un año, y ahora tendría una plena implementación sobre adopciones a través de la nueva normativa. La cuestión también podría quedar para el voto en conciencia en el Parlamento.
 
En España, sólo 67 de las 2.550 parejas gays que se han casado han adoptado, casi todas lesbianas. En casi todos los casos se trata de que una pareja adopta al hijo natural de su cónyuge. También ha sucedido que algunos homosexuales adoptaban, como individuos, un niño extranjero, y luego el "cónyuge" se ha sumado también como progenitor adoptivo. Debido al aborto, en España casi no hay niños españoles para adoptar.
 
En cualquier caso, entregar niños a una pareja de homosexuales es una actividad que no gusta ni a los españoles ni a los europeos. Según el último Eurobarómetro, sólo un 56% de la población española está a favor de legalizar estas uniones y sólo un 43% piensa que debe ser legal entregar niños en adopción a parejas homosexuales.

La media en la Unión Europea es mucho más protectora con los niños y con el matrimonio que en España: en la UE sólo el 32% permitiría la entrega de niños en adopción a parejas homosexuales; y sólo el 44% aceptaría la unión de dos homosexuales como "matrimonio legal".

 
 
Hazte socio

También te puede gustar

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no se va a publicar. campos obligatorios *

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>