El gasto social en la OCDE: España dedica más de un 25% de sus recursos, pero falla en la redistribución

El gasto social público en la media de los países de la OCDE sobrepasa el 20%. Un mayor porcentaje de los beneficios sociales en el reparto a los españoles va a parar a los hogares con más ingresos

La redistribución de los beneficios sociales en España no va a parar a quien menos tiene La redistribución de los beneficios sociales en España no va a parar a quien menos tiene

En los países de la OCDE, “el gasto social está disminuyendo en algunos países, pero en muchos otros se mantiene en niveles históricamente altos”. Con este enunciado, un estudio de la OCDE dibuja el escenario de más de 30 países en cuanto a las partidas destinadas a gasto social, que de media sobrepasan el 20%, y su distribución.

En el caso de España, se destina más de un 25% de sus recursos a gasto social, pero, en la redistribución, un mayor porcentaje de los beneficios sociales va a parar a los hogares con más ingresos.

El informe de la OCDE, hecho público en noviembre de 2014, insiste en que “en años recientes Canadá, Estonia, Alemania, Grecia, Hungría, Islandia, Irlanda y el Reino Unido tienen sustancial experiencia en descensos en la vida social en el gasto como porcentaje del PIB, pero en la mayoría de países el gasto social se mantiene en niveles históricamente altos”.

También destaca que “cuando se considera el papel de las prestaciones sociales privadas y el impacto del sistema fiscal, los niveles de gasto social se vuelven más similares en los países de la OCDE, y mientras Francia sigue siendo quien destina más recursos en gasto social, los Estados Unidos se mueven en la clasificación a la segunda posición”. Pero, veamos los datos.

El gasto público en la OCDE

Si hablamos del gasto público social, este equivale al “22% del PIB en promedio en los países de la OCDE”, como se puede observar en el siguiente gráfico, reproducido a partir del estudio. En él se puede ver el gasto público social como porcentaje del PIB en 2007, el pico más alto alcanzado después de 2007, y la situación en 2014.

España, en un óptimo octavo lugar en gasto social público

España, en un óptimo octavo lugar en gasto social público

Francia lidera este ranking, sobrepasando actualmente el 30% de sus recursos a gastos social, seguido de Finlandia, Bélgica y Dinamarca, que rondan ese mismo porcentaje.

Entre los países que dedican más de un 25% de su PIB están Italia, Austria, Suecia, España, en un óptimo octavo lugar, y Alemania.

“En el otro extremo del espectro están países no europeos como Turquía, Corea, Chile y México, que gastan menos del 15% del PIB en los aspectos de apoyo social”, dice el estudio.

Gasto social neto

El estudio también plantea en este otro gráfico, “desde el bruto público al gasto social neto total, como un porcentaje del PIB a precios de mercado, 2011”, es decir el gasto social neto derivado del gasto social bruto público y el privado, es decir el que proviene de las fundaciones, donaciones, etc., menos “el impacto del sistema de impuestos”.

Como se ve en este otro gráfico, Francia continúa en primer lugar, pero Estados Unidos, que en el anterior gráfico estaba en el puesto 24, ahora ha pasado al segundo lugar, gracias a un sistema fiscal con mucho menor impacto; y otro tanto sucede con Japón, que ha pasado del puesto 15 al séptimo.

El “efecto fiscal neto” deja también a España en un buen lugar, con la décima posición

El “efecto fiscal neto” deja también a España en un buen lugar, con la décima posición

El “efecto fiscal neto” deja también a España en un buen lugar, con la décima posición, aunque ha perdido dos puestos en relación al anterior gráfico, básicamente debido a que el gasto social privado es menor que el de los países que ocupan las primeras posiciones.

Por delante están Bélgica, Dinamarca, Reino Unido, Holanda, Japón, Italia y Alemania, además de los citados Francia y Estados Unidos.

Los beneficios sociales de España, en caída libre

Sin embargo, cuando la OCDE analiza en su estudio la redistribución de los beneficios sociales, España desciende en caída libre hasta las últimas posiciones, como se ve en este tercer gráfico, también reproducido a partir del informe.

España cae a las últimas posiciones en la redistribución de los beneficios sociales

España cae a las últimas posiciones en la redistribución de los beneficios sociales

Como señala el estudio, “la parte de los beneficios sociales que van a los hogares de bajos ingresos varía considerablemente a través de la OCDE”. En ese sentido, el gráfico muestra el “porcentaje de prestaciones sociales públicas en efectivo pagado al quintil más bajo y más alto en 2011”.

Sí, el gráfico mide el resultado de dividir la renta de las personas de una población en cinco grupos, midiendo el más alto y el más bajo. Y en este último estarían contemplados aquellos con rentas mínimas, bajos salarios, mileuristas, etc.

La posición de España muestra una considerable distancia entre el porcentaje del quintil más alto, que sobrepasa el 25% y el más bajo, que apenas supera el 10%. Y ese desajuste es mucho más pronunciado en países como México, Portugal y Turquía.

Por otra parte, “la redistribución de los beneficios con dinero pagado a los hogares con el salario más bajo excede el 25% de todos los beneficios en Reino Unido, Canadá, Suecia y Holanda, y es más alta en Dinamarca, Noruega y Australia”, que se acercan al 40%, “comparado con alrededor del 10% en los países mediterráneos y el 5% en Turquía”, añade el estudio.

“Por el contrario, en estos últimos países las transferencias sociales suelen ir a los hogares más ricos, ya que estos pagos de beneficios están a menudo relacionados con el histórico profesional, y con frecuencia se refieren a pagos de pensiones a los trabajadores jubilados”, concluye.

Hazte socio

También te puede gustar

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no se va a publicar. campos obligatorios *

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>