El juez no ve delito en las declaraciones de Cañizares sobre el “imperio gay”

La fiscalía envió el escrito de Lambda al juzgado días después de que el instructor archivara la primera de las denuncias

(Las Provincias).- El juzgado que investigaba si el cardenal Cañizares, arzobispo de Valencia, cometió un delito de odio al referirse a los ataques que estaba sufriendo la institución de la familia por parte de políticos, “el imperio gay” e “ideologías feministas” ha inadmitido y, por tanto, archivado la causa. El juez no aprecia indicios de delito en esas manifestaciones. Están amparadas, según el auto, por la libertad de expresión.

Es más, en su resolución precisa que no se ha llevado a cabo una instrucción propiamente dicha tras la denuncia presentada por la asociación Red Española de Inmigración. Los hechos recogidos en el escrito no presentaban ni siquiera una apariencia delictiva. Lo contrario hubiera sido someter a una persona a una investigación penal a partir de querellas temerarias.

Insiste en la misma idea el auto del juzgado de Instrucción número 18 de Valencia. Este tipo de denuncias requieren de una mínima concreción; no es suficiente “una imputación genérica aderezada con hechos ambiguos para desencadenar el mecanismo inquisitivo de la investigación penal”. Los denunciantes se basaban fundamentalmente en recortes de prensa.

El purpurado defendió el pasado mes de mayo el “bien preciado de la familia cristiana” contra la importante escalada contra la familia por parte de dirigentes políticos, ayudados por otros poderes como el “imperio gay” y ciertas “ideologías feministas”. Respecto a las “leyes que fomentan la ideología de género”, el cardenal Cañizares opinó que se trata de “la más insidiosa que ha habido en toda la historia de la humanidad”.

El magistrado no aprecia en estas manifestaciones “una incitación pública a la violencia o al odio” contra ningún grupo social. No se cumplen, por tanto, los requisitos que recoge el tipo penal al que aludían desde la asociación. Esta causa se archivó el pasado 9 de junio.

El homosexualismo político, detrás de todo

La Fiscalía de Valencia, por su parte, había recibido a principios de mes una denuncia de Lambda, asociación que defiende los derechos de lesbianas, gays, transexuales y bisexuales, por hechos idénticos. El ministerio público, como es habitual, abrió unas diligencias de investigación penal para determinar si esas expresiones podían constituir un delito de odio.

No obstante, la fiscal encargada del caso -existe una sección especializada en este tipo de asuntos- tuvo que interrumpir sus pesquisas al conocer que ya existía una causa abierta por hechos idénticos en un juzgado. Archivó sus diligencias, y a pesar de que la fiscalía informó en sentido contrario, las remitió directamente a Instrucción 18 para que se acumulara a su investigación. Pero lo hizo tarde, el día 16. El juzgado había sobreseído el caso una semana antes. El retraso evita a la fiscalía tener que dar en apenas unas semanas un segundo no a los colectivos más beligerantes que pidieron su amparo contra el prelado.

Hazte socio

También te puede gustar

2 Comments

  1. 1
  2. 2

    Archivar este caso, es de justicia. Para mí, motivo de gozo. Atacar al Cardenal Cañizares por hacer uso de la libertad de expresión en favor de su grey de Valencia, es un insulto a la inteligencia.
    Cañizares era querido en toda España. Ahora, más admirado todavía.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no se va a publicar. campos obligatorios *

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>