La Constitución de Alemania “no prohíbe la educación diferenciada por sexos sino que la admite”

Un juez del Tribunal Administrativo Federal alemán con sede en Leipzig, Werner Neumann, ha intervenido en el debate generado en Alemania sobre …

Un juez del Tribunal Administrativo Federal alemán con sede en Leipzig, Werner Neumann, ha intervenido en el debate generado en Alemania sobre la conveniencia, o no, de abrir el primer centro escolar exclusivamente masculino en la antigua República Democrática alemana, al defender el derecho a optar por la educación diferenciada.

"La Constitución de la República Federal de Alemania no prohíbe la educación diferenciada por sexos, sino que la admite", motivo por el que “no es admisible hacer obligatorio un único proyecto educativo” ha afirmado Neumann.

Para el juez, solo cabría prohibir la educación diferenciada por sexos si ésta se opusiera a los “conocimientos científicos reconocidos entre los especialistas”, algo que no sucede, e incluso “quizás en el futuro vuelvan a recomendar la segregación por sexos”, añadió el juez.

La postura contraria estaba planteada por el Ministerio de Educación de Brandeburgo y se basaba en la defensa de que la educación diferenciada es contraria a la igualdad de los sexos que se garantiza en la constitución alemana, objetivo que solo es posible con el establecimiento de una educación conjunta.

Sin embargo, esta posición no ha sido avalada en el Tribunal Administrativo local y en el de este land. Según ha declarado el presidente del Tribunal, “el principio de igualdad entre hombres y mujeres también puede conseguirse en clases diferenciadas”.

En este sentido,-prosigue el juez-, “los titulares de escuelas privadas pueden elegir los métodos y las formas de organización de las clases libremente, de acuerdo con sus principios pedagógicos”.

Aunque la socialista ministra de Educación de Brandeburgo, Martina Münch, ha manifestado lamentar esta decisión judicial por considerar que favorece la discriminación por razón de sexo, los partidos de la oposición, como Democracia Cristiana y Liberal, consideran el fallo como una victoria de la libertad de elección y un reconocimiento de un derecho que está reconocido en la Carta Magna alemana.

Como afirma también uno de los portavoces de ‘Democracia Cristiana’, Andreas Büttner, “La libertad de elección de los padres y el derecho a fundar escuelas privadas están recogidos en la Constitución”.

Consecuencia inmediata de la admisión de la educación diferenciada por sexo es que la administración pública tenga que apoyarla económicamente mediante financiación.

Los inicios de una reivindicación

De esta manera, la sentencia del juez Neumann ha hecho posible la apertura del centro masculino que reivindicaban unos padres en esa zona al este de Alemania.

Según informa Aceprensa, con esta sentencia del 30 de enero se ponía fin a un litigio contencioso-administrativo de seis años de duración y que había pasado ya por dos instancias anteriores, que habían fallado en el mismo sentido.

El litigio se inició en 2007, cuando una Asociación de padres presentó un proyecto de colegio para la ciudad de Potsdam y cuya aprobación competía al Ministerio de Educación del land de Brandeburgo.

El proyecto preveía educación diferenciada y la atención espiritual por parte de sacerdotes de la Prelatura del Opus Dei; la misma asociación de padres dirige, desde 1972, un colegio para chicas en Jülich, ciudad cercana a Aquisgrán y Colonia.

El Ministerio de Educación de Brandeburgo rechazó el proyecto alegando que la educación diferenciada se oponía al objetivo de la igualdad de los sexos fijada en la constitución alemana. Según el Ministerio, este objetivo solo se puede conseguir con la educación conjunta de chicos y chicas.

Sin embargo, el Tribunal Administrativo local y el del land, y ahora el Tribunal Administrativo Federal, dieron la razón a la iniciativa de los padres, señalando que el principio de igualdad entre hombres y mujeres también puede conseguirse en clases diferenciadas, dijo el presidente del Tribunal.

Por su parte, el gerente de la promotora del colegio, Horst Hennert, recordó que en Alemania existen muchos colegios masculinos.

Hazte socio

También te puede gustar