La escuela concertada refuerza los recursos por alumno en la pública

Los detractores de la escuela concertada en España, entre los que encuentran destacados miembros del Gobierno, tienen otro argumento en contra …

La escuela concertada refuerza con su presencia los recursos que destinan por alumno a la escuela pública La escuela concertada refuerza con su presencia los recursos que destinan por alumno a la escuela pública

Los detractores de la escuela concertada en España, entre los que encuentran destacados miembros del Gobierno, tienen otro argumento en contra de sus tesis, que son contrarias a la excelencia educativa, a tenor de los resultados que obtienen estas escuelas, y contrarias también al derecho de los padres y madres a la libre elección del centro.

Según estadísticas del propio Ministerio de Educación (MEC), la escuela concertada refuerza con su presencia los recursos que destinan por alumno a la escuela pública las diferentes Comunidades Autónomas.

De hecho, en la mayoría de comunidades donde hay un mayor porcentaje de enseñanza concertada sobre el total hay también una mayor inversión por alumno en la pública, como se puede observar en la siguiente tabla, elaborada a partir de los datos del MEC, con un resumen de las CC.AA. con mayor y menor peso de enseñanza concertada sobre el total.

EL PESO DE LA ENSEÑANZA CONCERTADA EN ESPAÑA

Y EL COSTE POR ALUMNO EN LA PÚBLICA

Comunidad

Autónoma

% enseñanza concertada

sobre el total

Coste medio por alumno en la pública (euros)

Las que más

País Vasco

49,52%

10.388

Navarra

33,77%

8.481

Baleares

31,49%

7.027

Cantabria

30,05%

7.758

Castilla y León

29,69%

7.332

Las que menos

Murcia

23,47%

6.198

Andalucía

20,53%

5.352

Extremadura

18,96%

6.446

Canarias

16,67%

6.081

Castilla-La Mancha

15,52%

6.749

Las que tienen más peso

El País Vasco es la comunidad en la que la escuela concertada tiene un mayor peso sobre el total de la enseñanza, con un 49,52%, es decir prácticamente la mitad.

Al mismo tiempo, esta comunidad es también en la que el coste medio por alumno en la pública es más elevado, con 10.388 euros que la administración dedica a cada estudiante.

Al País Vasco le siguen Navarra (33,77%), con un coste por alumno en la escuela pública de 8.481 euros; Baleares (31,49%), con 7.027 euros; Cantabria (30,05%), con 7.758 euros; y Castilla y León (29,69%), con 7.332 euros de coste por alumno.

Y las que menos

En el otro extremo, Castilla-La Mancha es la comunidad que menos porcentaje de escuela concertada tiene sobre el total de la enseñanza, con un 15,52%, mientras que el coste medio por alumno en la pública es en esta comunidad de 6.749 euros por alumno.

A pesar de que Castilla-La Mancha es la comunidad en la que menos peso tiene la enseñanza concertada sobre el total, lo cierto es que este caso es casi una excepción en el grupo de las comunidades con menor porcentaje, al tener un coste por alumno superior al del resto de ellas. En cualquier caso, siempre por debajo de las anteriores.

Este principio que se establece en la tabla es más explícito en el caso de Andalucía, que con un 20,53% de enseñanza concertada sobre el total sólo invierte por alumno 5.352 euros, o sea prácticamente la mitad que el País Vasco.

También están en esa línea Canarias (16,67%), con 6.081 euros por alumno; Extremadura (18,96%), con 6.446 euros; y Murcia (23,47%), con 6.198 euros.

Mejor con la concertada

Así pues, estas cifras constatan las ventajas de que la escuela concertada crezca en España, y no al revés como pretenden los críticos con estos centros, ya que la existencia de un sector importante de la concertada refuerza los recursos de la pública.

La cuestión de fondo es que si una comunidad autónoma tiene un gran número de centros concertados, lo que equivale a decir que ese mismo número de plazas le sale más barato, también puede invertir más de su presupuesto para enseñanza en las plazas de la pública.

Así las cosas, no se entiende el empecinamiento del Gobierno central y el de algunas Comunidades Autónomas en ver problemas en el fomento y subvención de las escuelas concertadas.

Cabe recordar, por ejemplo, cómo el anterior Gobierno tripartito de la Generalitat de Cataluña penalizó con más recortes a los profesores de la escuela concertada que a los de la pública.

Tampoco se entiende que la ministra de Sanidad, Leire Pajín, llevara al Congreso la prohibición de las ayudas a los colegios mixtos por considerar que son “discriminatorios”, en una nueva muestra más de sectarismo ideológico que de igualdad.

Hazte socio

También te puede gustar