La Iglesia católica, valorada positivamente por un 71 por ciento de los latinoamericanos

Hace 10 años que Latinobarómetro, una institución privada chilena, sondea a los ciudadanos acerca de asuntos referentes a la gobernabilidad, las insti…

Hace 10 años que Latinobarómetro, una institución privada chilena, sondea a los ciudadanos acerca de asuntos referentes a la gobernabilidad, las instituciones o la percepción que éstos tienen acerca de la economía de mercado o la democracia. En lo que se refiere al apoyo que los hispanoamericanos brindan al conjunto de instituciones de sus países, en los diez años que lleva realizándose la encuesta, la Iglesia católica siempre se ha situado en el primer puesto, con porcentajes que van del 62 al 78 por ciento. Se observa, en el último estudio que acaba de publicarse, un descenso ligero en el apoyo de unos 5 puntos porcentuales.

En el informe de 2005, la Iglesia también aparecería como la institución más valorada si no fuera porque se incorpora a la encuesta la opinión acerca de los bomberos, que son quienes merecen más aprobación, con un 79 por ciento. Siguen a la Iglesia (71) los medios de comunicación (55 por ciento la radio, 47 los periódicos y 44 la televisión), los presidentes (43), las fuerzas armadas (42), los bancos (39) y las empresas privadas (38 por ciento) Los grupos menos valorados son los partidos políticos (19 por ciento), los sindicatos (26) y el parlamento (28).

La democracia como forma de organización política no es excesivamente valorada en la región. Un ejemplo de ello es que un 3 de cada 10 ciudadanos “apoyarían un gobierno militar si las cosas se ponen muy difíciles”. En el análisis por países, el que muestra un mayor apoyo a la democracia es Costa Rica, que coincide que es uno de los mayores defensores de la familia y del derecho a la vida en los organismos internacionales y un ejemplo de desarrollo económico y equidad en la distribución de la riqueza.

Pese a la imagen que se sustrae de la reciente Cumbre de las Américas, con protestas relativamente masivas contra la globalización, la mayoría de los hispanoamericanos (un 63 por ciento) se muestran convencidos de que la economía de mercado es el mejor sistema de organización económica. Los porcentajes van del 74 por ciento de Colombia al 50 de El Salvador. También la empresa privada es considerada clave para el desarrollo, con un 59 por ciento de los ciudadanos convencidos de ello. Los más convencidos son los costarricenses, los chilenos y los panameños. Por el contrario, los que lo están menos son los argentinos y los ecuatorianos.

La imagen que los hispanoamericanos tienen de Estados Unidos ha empeorado desde el año 2000. La guerra de Irak ha influido especialmente, por lo impopular que ha sido en la región. Los más proestadounidenses son los centroamericanos, que disfrutan de un tratado de libre comercio con Washington desde este año. Los más antinorteamericanos son los argentinos y los uruguayos.

Las preocupaciones de los ciudadanos

Lo que preocupa de forma más notable a los hispanoamericanos es el paro (30 por ciento), la pobreza y los bajos salarios (19), el crimen y la violencia (16) y la corrupción en la política (15 por ciento). Por países, las preocupaciones varían. En Nicaragua, sólo el 2 por ciento consideran el problema más destacable la delincuencia, pero un 52 por ciento apuntan al desempleo. En cambio, en Guatemala, la proporción es inversa: un 15 por ciento para el desempleo y un 39 para la delincuencia.

La percepción más positiva del desarrollo económico del propio país es la de los chilenos (un 62 por ciento creen que su país progresa), mientras que la más pesimista es la de Ecuador (con un 11). En segundo lugar, en el índice de optimismo, se encuentra Venezuela, con un 54 por ciento. Este país ha vivido una importante inestabilidad social por las reformas políticas de su presidente, Hugo Chávez, acusado de golpista desde muchos sectores. Pero al ser un productor de petróleo, se beneficia de los altos precios del crudo en los mercados internacionales. Argentina también muestra optimismo (un 45 por ciento de sus ciudadanos lo son). Su economía está  creciendo, tras años de hundimiento de su Producto Interior Bruto (PIB).

El protestantismo avanza

En la encuesta, también se pregunta a los ciudadanos a qué confesión religiosa pertenecen. En este punto, se observa que el protestantismo avanza. Mientras en 1995 el 80 por ciento de los hispanoamericanos se identificaban con el catolicismo de manera muy mayoritaria y sólo un 3 por ciento se declaraban protestantes, en el año 2005, la proporción pasa a ser del 70 por ciento para los católicos y un 15 por ciento para los protestantes.

Hazte socio

También te puede gustar

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no se va a publicar. campos obligatorios *

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>