La redistribución y el crecimiento económico

Alfredo Pastor, doctorado por el MIT y profesor emérito del IESE, defiende que la solución al colapso del sistema de bienestar no se encuentra en el crecimiento económico ni en el aumento de productividad, sino en la redistribución entre los factores de trabajo y capital

Redistribución

El sistema económico español no se puede sostener con el actual nivel de salarios, la redistribución entre los factores de trabajo y capital sería la solución al problema. Así lo sostiene el profesor emérito de economía del IESE Alfredo Pastor en un artículo publicado en La Vanguardia. Doctor en economía por el MIT, Pastor es profesor emérito del Departamento de Economía y titular de la Cátedra Banc de Sabadell de Mercados Emergentes en el IESE. Respecto a los cargos públicos que ha desempeñado, cabe destacar  su colaboración como secretario de Estado de Economía del Gobierno Español y consejero en el Banco de España.

El profesor sostiene que con el actual nivel de salarios no se puede mantener el Estado de bienestar actual. La situación es tal que sólo los que tienen un salario anual superior a los 18.000 euros (representando un poco más de la mitad de la población) devuelven a lo largo de su vida profesional todos los costes educativos y sanitarios invertidos por el estado en él. Alfredo Pastor ve como un buen paso el aumento del 8% del salario mínimo (hasta los 707 euros al mes) para paliar la situación actual. Si este ritmo de crecimiento del salario mínimo se prolongase, se alcanzarían los 18.000 euros anuales para toda la población asalariada.

¿Es está la solución?

  • La subida del salario mínimo en un período tan corto no sería posible si no va acompañada de una mejora productiva. Si se llevase a cabo este plan el desempleo aumentaría exponencialmente.
  • Un aumento del 2% anual sería más realista, pero se tardaría treinta años en llegar a los 18.000 euros anuales. Esto resultaría ser un período demasiado largo y no ayudaría a salvar el sistema de bienestar actual.
  • Los partidos políticos en la actualidad defienden estas medidas para evitar el colapso del sistema, pero no son realizables.

La redistribución: el quid de la cuestión

Alfredo Pastor puntualiza que la solución se encuentra en al redistribución de los factores de trabajo y de capital. Esto no es la redistribución de la riqueza entre ricos y pobres, que eso ya se dedica la fiscalidad. Los factores de trabajo (resultado de muchas claves como la legislación, la mano de obra o los medios de producción) son muy importantes para mejorar la situación actual, pero España debería poner énfasis en la parte del capital (gestión).

En vez de buscar como la solución a los problemas actuales en el crecimiento económico y en la productividad (que son puntos muy importantes), se debería modificar la manera de cómo se reparten los frutos de la actividad económica entre los factores.

Hazte socio

También te puede gustar

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no se va a publicar. campos obligatorios *

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>