La Semana Santa y los niños

En estos días de semana Santa los padres pueden aportar más conocimientos religiosos y más piedad que en un año de cateque…

Forum Libertas

En estos días de semana Santa los padres pueden aportar más conocimientos religiosos y más piedad que en un año de catequesis en el colegio. Son días de contar a los hijos lo que el Señor hizo por cada uno de nosotros pero sin cargar con tintes demasiado sombríos el color del calvario. Hay que hablarles de la Cruz y de la Pasión pero como un gesto del Amor de Dios Padre que nos entrega a su Hijo. Como siempre se enseñara más con el ejemplo. Si los niños ven a sus padres tomar las cenizas, guardar el ayuno y la abstinencia, que asisten a los oficios etc… Los niños preguntaran en un deseo sincero de estar informados; hay que contarles la verdad con naturalidad y acierto para despertar en ellos el deseo de acompañar al Señor en sus sufrimientos; estimularles a los pequeños sacrificios pero no imponérselos, dejando abiertas las puertas de su libertad personal. Se deben aprovechar esos días para hacer más intensa la vida familiar, rodear la convivencia de un ambiente tranquilo que favorezca el dialogo, la lectura y el pensamiento. Estos días son una llamada a la generosidad y al sacrificio gustoso, a reforzar el espíritu de servicio y entrega a los demás, de solidaridad con el dolor ajeno olvidando el propio, y del esfuerzo para salir de sí en beneficio de los demás. La vida de familia ha de centrarse en esos hechos prodigiosos: la Pasión, Muerte y Resurrección, del Señor pero de una manera natural, no ficticia, viviéndolos cada uno según su propia capacidad.

Hazte socio

También te puede gustar