La unión sí hace la fuerza

El pasado jueves 27 de febrero se vivió otro episodio de huelga por parte de los estudiantes de las universidades públicas catalanas, en…

El pasado jueves 27 de febrero se vivió otro episodio de huelga por parte de los estudiantes de las universidades públicas catalanas, en esta ocasión estaba convocada por el sindicato de estudiantes SEPC (Sindicat Dels Països Catalans) sus objetivos son el establecimiento de una educación pública, popular, catalana y antipatriarcal.

En esta reflexión voy a centrarme en el caso de la universidad Pompeu Fabra de Barcelona aunque creo que es aplicable al resto de universidades y a la sociedad en general.

Como en la gran mayoría de huelgas universitarias o no, a parte de los huelguistas, también aparecieron otros agentes muy comunes, los piquetes “informativos”. La función de estos es muy simple, evitar que cualquier alumno, aunque quiera, acceda a clase.

Ciertamente en el caso de la UPF los piquetes no superaban las 50 persones, mientras que las que se encontraban en los exteriores de la universidad eran centenares, esperando poder hacer clase. Ante este hecho uno se encuentra con la primera contradicción; si esos centenares de alumnos habían ido a la universidad, la mayoría sabiendo la existencia de la huelga ¿porque no siendo mayoría se hizo algo más para poder acceder a la universidad?

Al cabo de media hora aproximadamente se dejó entrar en una parte de la universidad, ahora bien, sin que se permitiera hacer clase. Al cabo de un rato se comunicaba que la huelga se desconvocaba, según los propios huelguistas el rector había accedido a cumplir algunos de sus requisitos y a negociar los otros. Por la tarde la universidad reinicio su actividad habitual.

Así pues, vemos como los huelguistas, siendo una minoría, consiguieron suspender la totalidad de las clases. ¿Cómo es pues que unos pocos, a través de unos medios que desde mi punto de vista no son los correctos como es la coerción o la determinación en la actuación de los otros, son capaces de influir tanto en la universidad?

La respuesta pienso que se debe desgranar en dos, de un lado el hecho que a la práctica sean solamente ellos los que se distingan como la voz de los estudiantes, aunque en las elecciones celebradas el 26 de febrero fuera otro el sindicato ganador, la FNEC, y la segunda causa es su gran motivación y organización.

Vivimos en unos tiempos caracterizados por la falta de compromiso y participación en proyectos comunes, donde el individualismo ha alcanzado cotas muy altas de protagonismo, este hecho se ve reflejado en la universidad donde la gran mayoría de estudiantes no pertenecen a ninguna asociación , así pues la actividad del universitario se limita a la asistencia a clase. Este hecho es preocupante, la falta de vínculos provoca una desprotección ante aquellas acciones que puedan perjudicar al alumnado.

Por suerte o por desgracia, quien quiera luchar por un objetivo con un mínimo relieve, nunca podrá conseguirlo solo, y ante las injusticias, será incapaz de hacer nada, solo podrá observar cómo ocurren los hechos.

En conclusión, vemos como el secreto de grupos minoritarios como el SEPC, es el compromiso de diferentes estudiantes en la defensa de un ideal, un proyecto , y una estrategia, y es gracias a esta unión, que aunque no sean mayoría, serán capaces de conseguir muchas más cosas que el resto de estudiantes, aunque sean muchos más.

Pienso que a nadie le gusta que le digan que puede o no pueda hacer, pero en el mundo real sin el prójimo uno no es nadie y el indignarse ante un hecho no sirve para nada si no se procura la unidad de acción.

En una sociedad tan desvinculada como la actual, donde el compromiso es palabra rara, aquellos que aunque sean minoría consigan crear una comunidad unida, serán los que obtengan el éxito y el poder.

Hazte socio

También te puede gustar

One comment

  1. 1

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no se va a publicar. campos obligatorios *

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>