‘Las constantes humanas’, de Rafael Gómez Pérez

Ningún cambio ni circunstancia puede suprimir constantes humanas como el amor, el sexo, la familia, el poder, el deseo de saber, los vicios, la…

Forum Libertas

Ningún cambio ni circunstancia puede suprimir constantes humanas como el amor, el sexo, la familia, el poder, el deseo de saber, los vicios, las virtudes, la guerra, la paz, el sacrificio, la hipocresía…

En la atención a las constantes humanas se descubren una tensión y un juego entre permanencia y cambio que, tratados en profundidad, pueden servir: primero, como una clave para entender cualquier tiempo; porque solo pueden entenderse y valorarse los cambios sobre el fondo de lo permanente. Y, después, como base para una educación que vaya, más allá de la coyuntura, de las modas, de las imposiciones de los tópicos y de la deformación de los prejuicios, hasta lo permanente del ser humano.
Rafael Gómez Pérez
Editorial Encuentro
160 páginas
Hazte socio

También te puede gustar