Las familias numerosas piden no ser castigadas en las pensiones

La Federación Española de Familias Numerosas (FEFN) emitió un comunicado el pasado viernes, 7 de junio, en el que muestra su preo…

La Federación Española de Familias Numerosas (FEFN) emitió un comunicado el pasado viernes, 7 de junio, en el que muestra su preocupación por el tratamiento que se le dará a estas familias en la reforma de las pensiones que el Gobierno debe llevar a cabo para poder garantizar el sistema.

El modelo que se plantea por parte del Comité de Expertos en la materia nombrado por el Ejecutivo de Rajoy para estudiar nuevas fórmulas y fijar la cuantía de la pensión, ahora sometida a la evolución de los precios (IPC), se basará en varias variables, entre ellas, la marcha de la economía, la esperanza de vida en el momento de la jubilación (a mayor esperanza de vida, pensión con menor cuantía) y el número de cotizantes.

Así, los expertos no descartan un paulatino recorte de las pensiones y aconsejan a los ciudadanos que contemplen fórmulas privadas, planes de ahorro o de pensiones, para poder compensar esa menor cantidad que percibirán en la vejez.

En este contexto, la FEFN quiere hacer llegar al Ejecutivo su inquietud por cómo afectará la reforma de las pensiones a las familias numerosas, que tanto aportan al conjunto de la sociedad y contribuyen a la buena marcha de la economía, por su consumo, y, sobre todo, porque aportan cotizantes, fundamentales para el mantenimiento del sistema de pensiones.

"Una absoluta ceguera"

"Una familia tiene garantizada su cobertura social con los dos primeros hijos; el tercero, es un cotizante "extra", que cuenta para la tasa de dependencia -proporción de población en activo y dependientes- y, por tanto, beneficia al conjunto de la sociedad", señala el director de la FEFN, Raúl Sánchez.

La entidad familiar considera que debe haber una compensación a estas familias por lo que aportan, y critica que, a diferencia de lo que ocurre en los países del entorno, en España no se cuenta con una prestación universal por hijo a cargo, que contribuya a la formación y crianza de los hijos.

Así, sin prestaciones económicas y con un elevado gasto, las familias numerosas tienen menor capacidad de ahorro, por lo que difícilmente pueden plantearse tener un plan privado de pensiones. "El Estado no puede dar la espalda a los que han dedicado todos sus recursos a la crianza de sus hijos, que van a cotizar para cubrir el gasto social de toda la sociedad", apunta Raúl Sánchez.

El director de la FEFN lamenta que "en España haya una absoluta ceguera respecto al valor de los hijos y la importancia de la natalidad; llevamos mucho tiempo diciéndolo y ahora se confirma que no apoyar la natalidad y no proteger a las familias con más hijos, genera graves problemas sociales, como el envejecimiento de la población y la quiebra del sistema de pensiones".

La FEFN seguirá muy de cerca el debate previo a la reforma de las pensiones y ya ha iniciado contactos con los Grupos Parlamentarios para que se compense adecuadamente a estas familias.

El Consejo de Europa les da la espalda

Por otra parte, el Foro de la Familia ha criticado que el Comisario Europeo de Derechos Humanos, Nils Muiznieks, que la semana pasada estuvo en España y se entrevistó con diversas autoridades del Gobierno, el Defensor del Pueblo y asociaciones sin especificar, declinara una y otra vez entrevistarse con su presidente, Benigno Blanco.

Es una muestra más de cómo la familia es ignorada por determinadas autoridades cuando se trata de reconocer sus derechos, tanto en materia económica como de educación, que es este caso.

“Sorprende comprobar que una autoridad del Consejo de Europa, responsable de una materia tan sensible como los Derechos Humanos, no se haya mostrado interesada en oír a las familias españolas sobre cuyos derechos en materia de educación e infancia ha venido a opinar”, señaló Blanco.

En declaraciones posteriores, el Comisario expresó su preocupación por la supresión de la asignatura Educación para la Ciudadanía del currículo escolar y el ‘peligro de que sus contenidos fueran diluidos’.

En este sentido, Muiznieks parece ignorar que dicha supresión ha venido motivada por la enorme conflictividad educativa que produjo la introducción de dicha asignatura por el anterior Gobierno, que supuso una intromisión ilegítima en el derecho que asiste a los padres a educar a sus hijos según sus propias convicciones, y que llevó a un movimiento de objeción de conciencia secundado por miles de familias.

El director general del Foro de la Familia, Ignacio García Juliá, añadió que “resulta lamentable que el Comisario ignore el artículo 2 del protocolo adicional al Convenio para la Protección de los Derechos Humanos y de las Libertades Fundamentales, donde se protege el derecho de los padres ‘a educar a sus hijos según sus convicciones religiosas y filosóficas’. El no querer reunirse con las asociaciones familiares supone desinterés por conocer las verdaderas causas del conflicto y orientar en sus soluciones".

"La sociedad española, y las familias en general, necesitan políticos responsables, tanto dentro como fuera de nuestras fronteras, que las protejan de las veleidades ideológicas que crispan la convivencia y provocan el fracaso educativo que está sufriendo nuestro país”, concluyó.

Hazte socio

También te puede gustar