Libros de texto saudíes en países occidentales insisten en enseñar un Islam enfrentado al cristianismo

El Saudi Institute, un grupo con sede en Washington para promover unislam moderado,ha señalado que los niños americanos de escuelas musulmanas siguen …

Forum Libertas

El Saudi Institute, un grupo con sede en Washington para promover unislam moderado,ha señalado que los niños americanos de escuelas musulmanas siguen estudiando con libros saudíes que demonizan a occidente.
Una lección para niños de 6 años dice: “Todas las religiones distintas al Islam son falsas”. El Saudi Institute señala que el Islam tradicional no mantiene esta enseñanza sino que recuerda que el Corán afirma en su segundo capítulo versículo136:“Creemos en Alá, y la revelación que se nos dio a nosotros, y a Abraham, Ismael, Isaac, Jacob y las Tribus, y la entregada a Moisés y Jesús, y la dada a los Profetas por su Señor; no diferenciamos entre unos y otros y nos inclinamos ante Alá”.

A los adolescentes los textos les piden que no se hagan amigos de cristianos o judíos: “La imitación de los infieles conduce a amarlos, glorificarlos y elevar su estatus a ojos del musulmán, y eso está prohibido.”
Cambiaron textos, pero no el ideario
Según el Saudi Institute, los nuevos programas piloto y nuevos libros de texto anunciados el año pasado por las autoridades saudíesno han cambiado la situación educativa: ” el nuevo curriculum tiene los mismos autores y las mismas ideas que el antiguo”, aunque cambia el lenguaje, admiten.
El año pasado se extendió el escándalo en el islam moderado fuera de Arabia (especialmente entre musulmanes norteamericanos)por textos del responsable del curriculum religioso saudí,Saleh al-Fawazan, en los quedefendía la esclavitud y afirmaba que las elecciones son anti-islámicas.
La importancia del islam crece en cualquier caso fuera de los países tradicionalmente musulmanes. En enero,el diario Times of India publicaba que en Gran Bretaña hay más musulmanes asistiendo en las mezquitas los viernes (930.000 musulmanes) que anglicanos practicando en la iglesia los domingos (sólo 916.000).

Desde 1930, los saudíes han promocionado el wahhabismo, la más severa encarnación del islam. Han provocado un choque de civilizaciones no tanto entre oriente y occidente como en el mismo islam. Los wahhabíes han sido siempre oponentes del sufismo. Al llegar al poder en el siglo XIX, los wahhabíes destruyeron todos los santuarios sufíes de Arabia e Irak. En aquella época, la mayoría de los musulmanes miraban a los wahhabíes como una secta extremista y ajena. Pero en años recientes han usado su control sobre el petróleo para intentar rehacer el islam a su propia imagen puritana.

Ahora los saudíes dominan el 95% de los medios en lengua árabe y hasta el 80% de las mezquitas de EEUU están controladas por imanes wahhabíes. Aunque han limitado el islam radical en su casa, lo han promocionado en el extranjero financiando escuelas de línea dura salafista y wahhabí , especialmente en Afganistán, Kurdistán y Pakistán. En Pakistán, un reciente informe del ministro del interior revela que hay actualmente 6.600 madrasas, cuando en tiempos de la independencia en 1947 había 245. La gran mayoría se construyeron con dinero saudí y en estas madrasas se entrenaron a los talibanes. Arabia Saudí fue luego uno de los tres únicos países en reconocer su régimen.

Un reciente informe de Naciones Unidas calcula que en la década anterior al 11-S, Arabia Saudítransfirió unos 500 millones de dólares a Al Qaeda mediante organizaciones caritativas islámicas. No es coincidencia que 15 de los 19 secuestradores de aviones del 11-S fuesen saudíes.

William Dalrymple, autor deWhite Mughals, ganador del premioWolfson de Historia, escribiendo para The Guardian

Ayuda cristiana a las víctimas de los terremotos en Marruecose Irán
Mientras tanto, la Iglesia se esfuerza por luchar contra la idea del choque de civilizaciones mediante la acción solidaria a través de su brazo caritativo, Caritas.
Cáritas Marruecos recaudará de sus homólogas en Europa,sobre todo enFrancia,954.000 euros parareconstruirdos escuelas en la región rifeñade Alhucemas, zona que resultóarrasada porel terremoto del pasado mes de febrero. Los trabajos de reconstrucción se prolongarán durante doce meses y, una vez culminados, permitirán la vuelta a clase, en condiciones seguras, de una población total de 1.600 alumnos. La intervención contemplada por Cáritas permitirá recuperar totalmente los módulos de aulas, las bibliotecas, las salas de estudios, los laboratorios multimedia y los campos de juego, así como todas las instalaciones eléctricas y sanitarias.
La red Cáritas está dando también prioridad a la construcción de escuelas en la zona de Bam, la histórica ciudad iraní destruida por otro terremoto en diciembre de 2003.Allí, Cáritas Española y Cáritas Italiana comparten un ambicioso programa de construcción de cuatro escuelas. El seísmo destruyó al menos medio centenar de colegios. Además, se encuentran en construcción 170 casas financiadas por Cáritasy se mantienela atención básica de la organización católica a las personas que se han quedado fuera de los programas oficiales de ayudas a los damnificados.
En la solidaridad y el trato humano y generoso, la Iglesia tiende una mano al mundo musulmán, en espera de que éste se abra a los derechos humanos, incluyendo la libertad religiosa y la libertad de culto. El choque de civilizacionesno se producirá si al menos uno de los bandos sabe responder con humanitarismo yprudencia y educando para construir, en palabras de Juan Pablo II, “la civilización del amor”.

Enlace relacionado

Hazte socio

También te puede gustar