Los restos de Cataluña

Recomiendo leer y repensar el último artículo en El País de Valentí Puig (Síntomas de descomposición), del que quiero destacar sus 3  apreciaciones, que conviene ser tenidas en cuenta para entender lo que está pasando en Cataluña:

  1. Convergencia ya está en el basurero de la historia: “La implosión convergente ha sobrepasado las expectativas de sus enemigos políticos. Los moderados históricos abandonan la nave y la presencia en el Congreso de los Diputados no parece que vaya a ser cooperativa a la hora de garantizar la gobernabilidad de España. En realidad, incluso en el caso de que se lo propusiera, ¿cómo podría Convergència intervenir en la política española si ni tan siquiera interviene de modo efectivo y real en la política catalana?”.
  2. El règim prusesita es esencialmente totalitario: “se diría que en la Cataluña de hoy, las instituciones públicas —municipales o autonómicas— existen para auspiciar el error político, de un modo muy deliberado como lo demuestra todos los días la manipulación de TV3 y Catalunya Ràdio. El deterioro del pluralismo transcurre entre la indiferencia y la impotencia, con síntomas agudos de dejación institucional y maltrato del sistema de opinión pública.”
  3. En Barcelona se premia a los que se saltan la ley: “Lo anómalo, aunque no inesperado, es que este ayuntamiento y también el anterior desestimen de modo tan acusado un mínimo hábitat normativo. Para dirimir conflictos la solución no es agasajar a quien genera el conflicto, pero es eso lo que se hace en Barcelona, por lo que está resultando rentable ser conflictivo más allá de la legalidad. Hacer política de verdad se basa en la transacción pero no en ceder ante la presión ajena a la ley. Entre la no-política y la antipolítica, la crisis de autoridad en Barcelona está yendo más allá del orden simbólico y alcanza rasgos de vacío de poder”.

Es muy triste, pero la poca sensatez y la ambición de unos pocos ha dejado a Cataluña – la activa, próspera y vanguardista Cataluña – a los pies de zafios, antisistemas, tribus urbanas y parásitos… Triste. Muy triste…

Hazte socio

También te puede gustar

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no se va a publicar. campos obligatorios *

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>