Obtienen células madre embrionarias sin destruir embriones

Un equipo de investigación de la Facultad de Medicina de la Universidad de Harvard, en Estados Unidos, ha diseñado un nuevo método para obtener célula…

Forum Libertas

Un equipo de investigación de la Facultad de Medicina de la Universidad de Harvard, en Estados Unidos, ha diseñado un nuevo método para obtener células madre sin necesidad de manipular y destruir embriones. La innovadora técnica, que no resuelve completamente los problemas éticos, permite “rejuvenecer” células de la piel al fusionarlas con células troncales obtenidas a partir de embriones como los que el presidente George W. Bush aprobó hace años para su uso por científicos financiados con fondos federales.

 

Chad A. Cowan y Kevin Eggan, dos de los responsables del estudio, cuyos resultados preliminares fueron divulgados a través de Internet por la revista SCIENCE, aseguraron que han logrado demostrar que la célula combinada “se reprogramó a su estado embrionario”. En el resumen publicado se asegura también que “si los experimentos futuros indican que este estado reprogramado se conserva tras retirar el ADN de la célula madre embrionaria –lo que hoy es un obstáculo técnico formidable-, las células híbridas podrían ser usadas en teoría para producir cadenas de células troncales embrionarias personalizadas para pacientes individuales, sin necesidad de crear y destruir embriones humanos”.

 

Propiedades de embrionaria

 

Tal como confirma la experta en el tema y catedrática de Bioquímica de la Universidad de Navarra, Natalia López Moratalla, en un artículo publicado en LA GACETA DE LOS NEGOCIOS sobre esta investigación, la nueva célula híbrida, que mantiene la dotación genética de las dos células previas, “adquiere propiedades de embrionaria”. En el proceso, “el material genético de la célula de la piel se reprograma con componentes de la embrionaria” para conseguir ese resultado.

 

La especialista de la Universidad de Navarra, en cuya clínica se han practicado con éxito diversas intervenciones de regeneración cardíaca en corazones infartados utilizando células madre adultas, asegura en su artículo que “la curiosa célula se multiplica y sintetiza proteínas de membrana como la célula madre. Forma conglomerados celulares iguales a los que forman las células embrionarias cuando crecen en el laboratorio. También como ellas, las células híbridas maduran y se diferencian hacia células de los tres tejidos que constituyen un embrión en desarrollo. Expresa los genes de la pluripotencialidad; estos genes son un aviso para que la célula permanezca joven y con opción de seguir el camino que se le marque, a diferencia de las células de la piel. La célula mixta adquiere el carácter pluripotente al activar la expresión de esos genes”.

 

Doble objetivo

 

López Moratalla dice que “esta línea de investigación tiene un doble objetivo. Uno, conseguir células madre, capaces de crecer, que lleven exclusivamente los genes de un enfermo. De esta manera se podría estudiar en qué medida defectos de algunos genes causan la enfermedad y en qué momento del desarrollo embrionario del paciente se manifiestan”.

 

Por lo que respecta al segundo objetivo, la experta afirma que se trata de conseguir que esas células madre sean compatibles, “a fin de que pudieran hipotéticamente transferírselas al paciente para sustituir a las destruidas por la enfermedad”.

 

Continúan los problemas éticos

 

López Moratalla cree que “la técnica que ahora se presenta, si se resuelven los problemas técnicos que de momento tiene, evitaría la creación ex profeso de embriones para investigación y/o posibles tratamientos médicos, y también el uso de óvulos”. Sin embargo, también afirma que “la fusión celular no es fácil desde el punto de vista técnico; en este experimento se han requerido varios millones de células madre embrionarias, que a su vez proceden de embriones destruidos. No estaría por tanto justificado como procedimiento ya que sigue siendo una investigación consumidora de embriones”. Por tanto, los problemas éticos no se han resuelto al cien por cien.

 

“Ahora bien –dice la especialista-, como los autores del trabajo reflejan al final del artículo, se abren otras perspectivas. Si se está dispuesto a acabar con el uso de embriones, la investigación podría tratar de rejuvenecer la célula introduciendo en ella los componentes moleculares que efectúan la reprogramación y que están presentes en otras células madre muy jóvenes de adulto. Conocimientos hay para ello y para los que faltasen existen células animales. Es una cuestión de voluntad”.

 

Las adultas, imparables

 

Por otra parte, como demuestra un nuevo trabajo publicado en la revista especializada International Journal of Molecular Medicine, la investigación con células madre adultas sigue proporcionando resultados esperanzadores.

 

Markus Hengstschlaeger, experto en genética del Hospital General de Viena, ha desarrollado un método para aislar células estaminales obtenidas del líquido amniótico de mujeres embarazadas. Estas células podrían ser utilizadas con fines terapéuticos en casos de Parkinson, Alzheimer, diabetes y apoplejías, entre otras enfermedades, según observó el científico hace un año al descubrir que hay células madre pluripotentes en este medio acuoso en el que vive el feto.

 

El investigador austriaco, que ha conseguido aislar estas células marcándolas con un gen de luminiscencia obtenido de unos peces fluorescentes, considera que esta nueva técnica constituye la alternativa a la explotación de embriones con fines científicos.

Enlace relacionado

Hazte socio

También te puede gustar