PSC, CiU y PP se unen para prohibir el nudismo en Barcelona

Se acabó el ir desnudo o semidesnudo (con el torso al descubierto) por las calles de Barcelona. Quien se empeñe en continuar con esta pr…

Se acabó el ir desnudo o semidesnudo (con el torso al descubierto) por las calles de Barcelona. Quien se empeñe en continuar con esta práctica, esporádica en el primer caso y bastante común en el segundo, se arriesga a una multa de entre 300 y 500 euros.

Los grupos municipales de PSC, CiU y PP han unido sus votos para prohibir el nudismo en Barcelona, algo que se venía haciendo desde que en 2004 el Ayuntamiento decidió que sus ciudadanos podían ir sin ropa en todos los espacios públicos de la ciudad sin límite alguno.

“No queremos fomentar que la gente vaya desnuda por la calle, sino simplemente constatar un derecho”, decía el entonces alcalde de la Ciudad Condal, Joan Clos.

Los impulsores de aquella iniciativa defendían que se debía “concienciar a la ciudadanía en general” y a “los cuerpos policiales para que tengan constancia de la existencia de este derecho y defiendan la desnudez en la calle, así como en las playas, los transportes públicos y todo tipo de instalaciones y locales”.

Cuestión de “sentido común”

Ahora, 34 de los 41 regidores que integran el pleno del Ayuntamiento, un 83% del total, decidieron el pasado miércoles, 16 de febrero, revocar aquella decisión por una cuestión de “sentido común”, tal como argumentaron tanto la regidora de Seguridad, Assumpta Escarp, como el portavoz del grupo municipal de CiU, Joaquim Forn.

En el trámite de aprobación inicial a la comisión de Presidencia de la modificación de la ordenanza de convivencia, los populares se abstuvieron porque consideraban que la restricción que se planteaba era demasiado ‘tibia’.

Por el contrario, ICV-EUiA, socios de los socialistas en el gobierno bipartito que preside Jordi Hereu, y ERC votaron en contra arguyendo que los casos de personas que van desnudas por la calle son “puntuales”, y que regular el vestuario mínimo que han de llevar puesto las personas supone invadir la libertad individual.

En ese sentido, cabria preguntar a los representantes municipales de ERC e ICV dónde queda, ante sus propuestas, la libertad de los padres ante la imposibilidad de impedir que un adulto se exponga completamente desnudo ante los ojos de sus hijos menores de edad.

Dos tipos de sanciones

El artículo que la mayoría de representantes políticos del Ayuntamiento quieren introducir en la ordenanza consta de dos epígrafes.

En el primero de ellos se prohíbe el nudismo en la vía pública y se prevén multas que van desde los 300 hasta los 500 euros.

En el segundo se detalla que sólo se puede estar en bañador en piscinas, playas u “otros lugares donde sea normal”. Quien no haga caso de un primer aviso policial de ponerse una camiseta o una camisa cometerá una falta leve, que se podrá sancionar con una multa de 120 a 300 euros.

Hazte socio

También te puede gustar

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no se va a publicar. campos obligatorios *

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>