PSPV y Compromís quieren estrangular a la escuela concertada al prohibirles cobrar

Una práctica demagógica: “se ha acabado la barra libre para los colegios concertados”, afirma el consejero de Educación valenciano, que pretende prohibir que la concertada cobre cuotas a los padres por la parte que no es subvencionada por la Generalitat

Vicent Marzà junto al presidente valenciano, Ximo Puig Vicent Marzà junto al presidente valenciano, Ximo Puig

Se ha acabado la barra libre para los colegios concertados”. Con esta expresión, el nuevo consejero valenciano de Educación, Vicente Marzà, pretende estrangular a la escuela concertada en la Comunidad Valenciana.

Amparándose en unos argumentos totalmente demagógicos, Marzà quiere impedir que las escuelas concertadas cobren a los padres las cuotas que ayudan a cubrir la parte que no es subvencionada por la Generalitat, es decir alrededor del 40% del costo de la plaza escolar.

Así, el nuevo decreto de admisión escolar, que regula el acceso a los colegios públicos y concertados, introduce por primera vez la prohibición expresa de que los colegios puedan cobrar esas cuotas, basándose en que están sostenidos con fondos públicos.

Vetos injustificados

“No se podrá exigir la adquisición de material o equipamiento escolar en determinados establecimientos”, señala el decreto, una práctica muy habitual, por ejemplo, para la compra del uniforme.

Tampoco se podrá obligar a “la utilización de servicios obligatorios, asociados a las enseñanzas, que requieran aportaciones económicas por parte de las familias de los alumnos”, a excepción de las actividades extraescolares o complementarias, agrega.

Los colegios concertados “tampoco podrán imponer a las familias la obligación de hacer aportaciones a fundaciones o asociaciones”, sigue.

El conseller Marzà se mostró este martes, 17 de noviembre, tajante con esta cuestión: “Que las familias sepan que los centros sostenidos con el dinero de todas y todos deben garantizar la gratuidad de los servicios educativos en todos los casos, sin excepciones”.

La escuela concertada supone un gran ahorro al Estado

La escuela concertada supone un gran ahorro al Estado

“No se cobra por enseñar”

Sin embargo, la demagogia del consejero de Educación es rebatida por las Escuelas Católicas de la Comunidad Valenciana. Su presidenta, Vicenta Rodríguez, ha negado que la concertada cobre irregularmente a las familias. “No se cobra por enseñar”, asegura.

Según información publicada por el diario El Mundo, también aclaró que otra cosa son las aportaciones que realizan los padres para otro tipo de servicios o actividades complementarias, como el comedor.

En todo caso, se preguntó si son los directores de los centros los que tienen que pagar el material escolar de sus alumnos, teniendo en cuenta que en la escuela pública tampoco se regala el material.

La necesidad de la concertada

La cuestión de fondo que parece ignorar Marzà es que, si la concertada estuviera subvencionada, como la pública, con la totalidad de los costes, tendría sentido que no se cobraran cuotas a los padres.

Pero, mientras a la escuela concertada solo se le subvencione con el 60% de la plaza, parece evidente que si no obtiene de otra fuente el 40% restante se vería obligada a cerrar puertas.

Y otra cuestión que obvia el consejero de Educación valenciano son las dos grandes ventajas que ofrece la concertada a la sociedad y al Estado.

La primera, la garantía del derecho constitucional de la libertad de los padres a elegir la educación moral y religiosa que quieren dar a sus hijos.

La segunda, el gran ahorro que supone para el Estado el actual funcionamiento de la escuela concertada, porque si todas sus plazas pasaran a la pública, ¿cómo podría asumir ese coste la Administración?

Detrás de la propuesta de Marzà en realidad se esconde una situación injusta y de discriminación: solo las familias con grandes ingresos podrían tener el derecho de escoger el tipo de educación moral y religiosa que quieren dar a sus hijos, mientras que las de menos ingresos verían como sus hijos son educados en la pública.

Hazte socio

También te puede gustar

One comment

  1. 1

    El 30% de los profesores en España están en la Concertada. Dejarían en la calle a miles de profesores, y no podría la Pública asumir a los centenares de miles de alumnos en los centros públicos. Esto es un crimen de agitación social y contra la convivencia, por lo que esta gente merece cárcel. Ideología despótica. menos mal que tenemos leyes, sino, suben al poder estos degenerados y recuperan los fusilamientos ideológicos.

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no se va a publicar. campos obligatorios *

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>