Responsables de las principales confesiones crean el Consejo Interreligioso de Cataluña

Acaba de nacer el Consejo Interreligioso de Cataluña, un organismo que nace a partir de la actividad desarrollada, en los últimos meses, por un colect…

Forum Libertas

Acaba de nacer el Consejo Interreligioso de Cataluña, un organismo que nace a partir de la actividad desarrollada, en los últimos meses, por un colectivo plural denominado Grupo de Trabajo Estable de Religiones, formado por representantes oficiales de católicos, evangélicos, ortodoxos, musulmanes, judíos, budistas, taoístas y sij. El martes 19 de julio, se firmó la constitución de la gran entidad, que velará por el bien de la sociedad y de sus comunidades en todos aquellos aspectos comunes a sus tradiciones religiosas. El colectivo que ha permitido crear este nuevo consejo está formado por el Arzobispado de Barcelona, el Consejo Evangélico de Cataluña, el Consejo Isámico Cultural de Cataluña, la Comunidad Israelita de Barcelona, la Iglesia Ortodoxa Española del Patriarca de Serbia, la Comunidad Budista Sakya Tashi Ling (miembro de la Federación Budista de España), la Asociación Taoísta de Cataluña, la Comunidad Baha’i de Cataluña y el Consejo Religioso Sij de Cataluña.

 

El documento con que arranca la nueva organización establece que habrá un mínimo de dos reuniones anuiales y que la Secretaría del Grupo de Trabajo Estable de Religiones se encargará de llevar la coordinación, así como la función de portavoz del Consejo Interreligioso. La primera reunión tendrá lugar el 21 de septiembre, que es el Día Internacional de la Paz, en el que será también el II Encuentro de Representantes de Religiones en Cataluña.

 

Puntos del pacto alcanzado

 

1- Las religiones miembros del Consejo trabajamos por el bien de las instituciones religiosas y el de nuestras comunidades.

 

2- Los diferentes miembros del Consejo Interreligioso venimos en representación de nuestras instituciones religiosas correspondientes y no como miembros individuales.

 

3- Las diferentes instituciones religiosas que formamos parte del Consejo Interreligioso nos reconocemos como entidades religiosas legítimas.

 

4- Como instituciones religiosas, autoafirmamos el derecho y la responsabilidad de organizarnos y de autoconvocarnos por los temas relacionados con la religión, así como con la relación entre nosotros.

 

5- Como religiones, manifestamos la voluntad de ayudarnos y colaborar en todos aquellos aspectos prácticos que nos sean de interés común.

 

6- Nos comprometemos en la confidencialidad de todos los temas hablados, así como los procesos utilizados, y cualquier declaración o comunicación como Consejo, o relacionado con éste, se realizará por los mecanismos de comunicación establecidos por el propio Consejo.

7- La incorporación de nuevos miembros, así como la decisión en la toma de decisiones, será por consenso.

8- La Secretaría del Grupo de Trabajo Estable de Religiones se pondrá al servicio para facilitar la coordinación del Consejo.

9- El Consejo Interreligioso tiene una periodicidad de reunión mínima y estimada de dos veces al año.

10- Hay un compromiso de estar presentes físicamente en las dos reuniones pactadas como Consejo.

11- La vigencia de este memorando es de un año; puede ser renovable en el tiempo que se considere adiente, y será revisable siempre y cuando el Consejo, por consenso, lo determine.

El Grupo de Trabajo Estable de Religiones se autodefine como "un grupo de encuentro de representantes oficiales de las confesiones religiosas mayoritarias en Cataluña". Su misión es reunir y poner en común las necesidades actuales y ponerlas "en vocación de servicio". La red se creó en Barcelona en 2004 como una convocatoria realizada desde las propias religiones "con plena libertad de acción y de decisión". La propuesta, pionera en todo lo que es el trabajo interreligioso, reúne a miembros autorizados e implicados en sus respectivas comunidades. Con la fundación del grupo, sus promotores pretenden "ejercer una labor de pedagogía para la eliminación de prejuicios y estereotipos", siempre desde la voluntad de "promover la paz y la armonía entre las religiones".

Alternativa al control que busca el Ayuntamiento barcelonés

El Consejo Interreligioso de Cataluña representa una alternativa a lo que son una serie de medidas que prepara el equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Barcelona para estar presente en foros propios de las confesiones religiosas de la ciudad. El equipo local que dirige el alcalde Joan Clos tiene previsto, a través del Centro Interreligioso que funciona en la capital catalana desde 1998, controlar la vida religiosa local. Las iniciativas que se llevarán a cabo, según la propuesta presentada sólo para el debate y sin votación el pasado 27 de mayo, están agrupadas en 5 puntos en los que se transmite, como mínimo, una enorme confusión.

 

Entre otras cosas, el Consistorio quiere crear “una Comisión Interreligiosa de la Ciudad de Barcelona que permita abordar el diálogo interreligioso y los retos de la libertad de conciencia y religiosa”. Esta actuación, si se lleva a cabo, implicará retroceder a épocas pasadas, ya que se trata de crear un grupo de representantes religiosos presidido por una administración civil. Es simplemente el mecanismo para crear una autoridad que controle las creencias de los ciudadanos, al más puro estilo del regalismo francés.

 

Por otro lado, el equipo de Joan Clos piensa “participar en las sesiones” del Parlamento Catalán de las Religiones, un organismo interreligioso que se ha creado como consecuencia de la celebración del Parlamento Mundial de las Religiones en el marco del Fòrum Universal de las Culturas Barcelona 2004, jornadas que tuvieron lugar en julio del año pasado. También tiene previsto “impulsar nuevos sistemas de formación e información para el conjunto de la ciudadanía, para los servicios públicos o privados y para las diferentes fes (creencias), con el objetivo de conseguir un mayor conocimiento y una óptima convivencia entre las diferentes expresiones de conciencia y religiosas”.

Enlace relacionado

Hazte socio

También te puede gustar