Salvar una ley progresista sobre el aborto ante las campañas abortistas

Las organizaciones pro aborto ya se han movilizado de forma potente, pero han anunciado mucho más para las próximas semanas. Lo mismo ha…

Las organizaciones pro aborto ya se han movilizado de forma potente, pero han anunciado mucho más para las próximas semanas. Lo mismo han hecho diversos partidos políticos que preparan una gran ofensiva con la ley propuesta por el Gobierno, presentada por el ministro de Justicia, Alberto Ruiz Gallardón. Una ley que todos entendemos como “del aborto”, aunque es planteada como algo mucho más positivo: “de defensa de la vida”. También los medios de comunicación, con pocas excepciones, han adoptado una postura hostil a la ley.

Creo que éste es el asunto de fondo más relevante que en este momento tenemos en España. Son importantes otros muchos problemas, leyes, divergencias políticas, etc. como todo cuanto hace referencia a la crisis económica, pero las soluciones a aplicar para superarla se mueven en un campo muy opinable, en que nadie se puede atribuir la seguridad de tener la razón. El caso del aborto es muy distinto: nos encontramos ante un asunto que de forma directa representa reconocer o no el derecho a la vida, atropellar o no al más débil, eliminar o no a quien aún no puede defenderse ni votar. Por ello nadie puede permanecer indiferente. No sólo los cristianos, sino cualquiera que tenga claro el sentido de la dignidad de la persona.

Vaya por delante dejar claro que ésta no es la ley que deseo. En este ámbito no rubrico otra que la de ABORTO CERO, por lo cual rechazo cualquier ley que permita abortar. Ahora bien, la realidad de la vida hace que, en ocasiones, en la acción política o cívica no es posible cambiar del todo las cosas en un momento determinado, o en una primera fase. Ello implica, a veces, apoyar el mal menor para evitar otro mayor. Este es el caso. Esta ley es más restrictiva del aborto que la ahora vigente. No eliminará el aborto, pero lo reduce. Se salvarán más vidas. Es una ley progresista, porque defiende más la vida y la dignidad de la persona.

Merece la pena fijarse en dos aspectos de ella: de un lado desaparece el demencial principio de que el aborto es un “derecho” de la mujer, sin que aquél que lleva en su seno tenga derecho alguno. De otro, significa un cambio histórico, en el sentido de que es la primera ley en España, y entre las primeras del mundo, en que una ley relacionada con el aborto tiende a reducir el número de “interrupciones del embarazo”, porque todas las que se han ido promulgando en numerosos países han ido siempre en la línea de la ampliación de las posibilidades de abortar.

Perder la oportunidad de que se apruebe esta ley sería un gran desastre. Por la ley en sí misma, con la salvación de vidas, y por el precedente que sentaría. Los promotores del aborto concluirían que el aborto nunca puede dar marcha atrás. Y tendría influencia en otros países.

La mayor parte de medios de comunicación han adoptado posturas radicalmente proabortistas, zarandeando tanto como han podido el proyecto de ley, dando voz una y otra vez a quienes están en contra y silenciando a quienes defendemos la vida. Tengo experiencia inmediata en este aspecto, como presidente de entidades familiares. No se han recogido nuestras explicaciones y las de otros que piensan de manera similar.

Hoy en día, sin embargo, las nuevas tecnologías permiten dar un by-pass al boicot mediático y hacer llegar los mensajes por otras vías. Por ello apelo a movilizarnos. Es posible con facilidad hacer llegar cartas al presidente del Gobierno y al ministro Gallardón, y a los propios medios de comunicación y ponerlos en evidencia si su actuación no es correcta, y difundir ampliamente posiciones a través de las redes sociales. Invito a hacerlo a todos cuantos lean este artículo.

Merece la pena tenerlo claro. No es una ley más. Tampoco se trata de si está a favor o en contra del actual Gobierno. Va mucho más allá. Nos jugamos mucho.

Hazte socio

También te puede gustar

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no se va a publicar. campos obligatorios *

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>