No puedo apartar de mi mente a aquel joven sacerdote que yo maté

Entre los 40 mártires asesinados el 23 de julio de 1936 está el joven sacerdote menorquín Juan Huguet, cuyo heroísmo reconocía su mismo asesino

50 santos para llevar en el bolsillo

Antonio R. Rubio biografía a 50 santos en un libro ameno que facilita la devoción a personas muy diversas

Mientras lo fusilaban dijo: Perdónalos, Señor, que no saben lo que hacen

El laico Juan Moya pudo alzar los brazos y pedir a Dios “perdónalos”; luego sus asesinos dejaron el cuerpo destrozado para que lo comieran las fieras

La muerte no es nada; perdónalos, no guardes rencor

Josep Padrell, sacerdote de l’Espluga Calba no quiso escapar de su fusilamiento y dijo a su hermano: “no guardes rencor”

Un camión cargado de bombas para volar las iglesias de Barcelona

Nacido un 23 de enero es uno de los mártires de El Coll, testigos de la explosión de un camión con bombas para volar las iglesias de la Ciudad Condal