Trump: un keynesiano proteccionista

El Fondo Monetario Internacional pronostica un mayor crecimiento económico para este año que del anterior. En plena era Trump, los economistas ven positivas las promesas del plan de infraestructuras y la bajada de impuestos para los Estados Unidos.

Trump

El Fondo Monetario Internacional (FMI) ha estimado que la economía de los Estados Unidos de América aumentará en los próximos años con el nuevo presidente Donald Trump. Para este 2017 el FMI estima un crecimiento del 2,3% anual y para el 2018 dos décimas más. Aún presentar unos datos tan positivos, el organismo internacional advierte sobre la tendencia proteccionista sobre la economía americana.

Tras el gran revuelo mundial por la victoria electoral de Donald Trump, el inicio de la investidura no ha rebajado la presión mediática. El magnate estadounidense, desde el primer día, a comenzado a aplicar las promesas hechas en meses anteriores, en su mayoría de índole económico. Con Trump, las posibilidades de que en este 2017 existiesen tratados de libre comercio con Asia (TTP) y con la Unión Europea (TTIP) son nulas fruto de su carácter proteccionista.

Trump

Ford Mustang en la fábrica de Ford en Detroit. Ciudades hundidas económicamente como esta esperan con el cambio de gobierno poder mejorar. En la administración Obama se rescató a General Motors comprando el 60% de la empresa

Su plan de creación y mejora de las infraestructuras del país, junto con un descenso de la presión fiscal, hacen recordar al New Deal de los años 30 aplicado por el presidente Franklin Delano Roosevelt. El histórico presidente americano se encontró con un país azotado por la Gran Depresión (estallada por el crac del 29) donde gran parte de la población pasó a tener una vida precaria y un sector industrial y agrónomo totalmente hundido. El corte de financiación americana al mundo y la reducción drástica de las importaciones sumió al mundo en una contagiosa crisis económica  (a excepción de la aislada Unión Soviética).

¿Es posible que el plan de recuperación económica de Trump tenga éxito?

Infraestructuras y proteccionismo

El revelador plan de infraestructuras, que se estima en 550.000 millones de dólares, es visto por buenos ojos dentro y fuera de las fronteras del país. Beth Ann Bovino, economista jefe para Estados Unidos de la agencia S&P, afirmó que el plan es positivo si se aplica racionalmente. Euler Hermes, especialista de seguros de crédito, esperan un impacto positivo incluso a nivel internacional.

Trump

El WPA era un programa llevado por Roosevelt para combatir el paro con la ejecución de grandes obras públicas

Esta medida de impacto sobre la economía se pronostica que causará un gran efecto inflacionario que se expandirá por el resto de mercados, según el director de Swiss Life, Laurent Geronimi. Un mayor valor del dólar beneficiaría a los países emergentes que sufren por los precios bajos de las materias primas. Lucas Abaga Nchama, gobernador del Banco de los Estados de África Central (BEAC), habla de esta valorización del dólar como “positivo para nosotros porque somos exportadores de petróleo y de materias primas y se venden en dólares. Cuando el dólar sube, ganamos un poco más”.

Caixabank Research en su último informe ha corregido su pronosticó del crecimiento el PIB (de 2,1% a 2,3% para este año y de 2% a 2,4% para el siguiente ejercicio) por la política fiscal expansiva que aplicará el nuevo gobierno. Respecto a la política proteccionista, grandes fabricantes como Apple ya están moviendo ficha para adelantarse a las medidas que se aplicarán en esta nueva legislatura. El informe de Caixabank plantea un futuro escenario en el cual el Partido Republicano evitará que Donald Trump aplique excesivas medidas proteccionistas.

Rebaja fiscal para empresas y clase media

Este Lunes Donald Trump ha prometido una bajada impositiva considerable. “Vamos a recortar impuestos masivamente tanto para la clase media como para las compañías (…) Creemos que podemos reducir las regulaciones en un 75%, tal vez más”, dijo el actual presidente delante de los periodistas.

El mundo, favorables o no al nuevo gobierno americano, está a la expectativa de los futuros acontecimientos en los próximos meses para ver qué efectos supondrá esta manera de gobernar diferente al anterior tanto en la economía como en la geopolítica.

 

 

Hazte socio

También te puede gustar

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no se va a publicar. campos obligatorios *

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>