El oro, ¿un buen “refugio” para los inversores?

El pasado lunes el valor del oro alcanzó un récord histórico. El alza se produjo en un momento en que la crisis del coronavirus y el miedo a una segunda ola mundial de casos hicieron caer el valor del dólar.

El lunes, el valor del oro alcanzó los 1.945,16 dólares por onza (unidad de aproximadamente 31 gramos), y lo situó por encima del hasta entonces récord histórico de 1.921 dólares en 2011, en plena crisis financiera mundial.

Para Peter Grosskopf, presidente ejecutivo de Sprott, una empresa especializada en la gestión de metales preciosos, se trata de la «noticia más importante del año en los mercados financieros». «El oro se ha convertido en un bien que la gente necesita absolutamente», añade.

Desde el comienzo del 2020, el oro ha ganado un 25% de valor en los mercados debido a la estampida de inversores en busca de valores refugio en plena epidemia de la Covid-19 y las medidas de los bancos centrales para imponer tasas de interés nulas.

👉 Descarga ahora nuestro Ebook con los 17 Mejores Posts sobre Pornografía

Los estímulos monetarios y fiscales de los gobiernos para hacer frente al coronavirus han hecho rebajar los intereses de los bonos del tesoro público, hasta el punto que determinados inversores deberán devolver de facto dinero a las arcas estatales a cambio de comprar su deuda.

Ante este panorama y por el miedo a una segunda ola global del virus, más y más inversores buscan refugio. Una tendencia que según los analistas consultados por el Financial Times probablemente se mantendrá durante los próximos 12 meses.

Actualmente, el oro se encuentra todavía a cierta distancia de su máximo histórico corregido por la inflación actual. Según el estratega financiero Fahad Kamal, cuando se tiene en cuenta la inflación, el récord absoluto del oro se produjo en 1979 debido a la invasión soviética de Afganistán. Traducido a los precios actuales, el oro llegó entonces a 2.500 dólares.

Analistas consultados por el rotativo británico opinan que una escasez de oro material podría inflar los precios actuales aún más. Esto se explica porque en tiempos de crisis lo que se busca es la acumulación de reservas físicas de oro por encima de las transacciones puramente contractuales.

Esta última progresión del precio del metal precioso se ha producido tras un período en que el optimismo reinaba en los mercados financieros y las bolsas mundiales habían recuperado parte del valor perdido durante la primera fase de la crisis sanitaria, entre marzo y abril.

Una escasez de oro material podría inflar los precios actuales aún más Clic para tuitear
Print Friendly, PDF & Email
¿Te ha gustado el artículo? Ayúdanos con 0,50€ para seguir haciendo noticias como esta
Donar 0,50€

No se han encontrado resultados.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Menú