Hijos genderless, la última moda loca de Hollywood

Reproducimos el artículo de Fabio Piemonte en La Nuova Bussola Quotidiana sobre esta última moda entre artistas de Hollywood que impone la ideología sobre la realidad:

“Criar hijos genderless, o sea, “sin género”, es la última moda entre las estrellas de Hollywood o quizás sea una forma “políticamente correcta” de seguir hablando de sí mismos y llenar las portadas de las revistas. Es lo que vemos en una entrevista reciente en AOL con la actriz estadounidense Kate Hudson: “Visto a mi hija con vestiditos de niña pero estoy abierta a todas las posibilidades. Mi hija debe elegir quién quiere ser”. Así anuncia la decisión la actriz, que ya tiene dos hijos de 17 y 14 años de dos relaciones anteriores, tomada junto con su actual compañero Danny Fujikawa sobre la educación de su tercera hija, Rani Rose, nacida en octubre del año pasado.

Sin embargo, durante la misma entrevista, Hudson se ve obligada a admitir que “a ella realmente le gusta comprar vestidos femeninos”, con florecitas, porque la realidad es muy diferente de la ideología de género que ha asumido. Y más adelante, con una cierta sorpresa, la actriz estadounidense se deja llevar a consideraciones contradictorias y no muy gender free, como cuando señala que “en este momento parece increíblemente femenina en cuestión de energía, de sus sonidos y maneras”. En resumen, sus palabras revelan la evidencia de un dato biológico indiscutible, el de la diferencia entre hombre y mujer, entre una personalidad y una “forma de ser” masculina y una personalidad y una “forma de ser” femenina.

Por otra parte, quien nace mujer no muere hombre, porque cada célula de su propio cuerpo, desde la más pequeña hasta la más grande, es sexuada. Los estudios científicos han demostrado abundantemente que incluso la conformación cerebral de hombres y mujeres muestra una diferencia sustancial entre las conexiones neuronales de los unos y las otras. Otro dato que prescinde claramente de cualquier forma de educación. Sin lugar a dudas, esta elección de la Hudson también está condicionada por una inquietud experimentada en primera persona en el contexto familiar; en este sentido, la actriz confiesa “que sus padres la criaron como una ‘marimacho'”.

La nueva filosofía genderless continúa cosechando prosélitos entre las estrellas de Hollywood. De hecho, la hija de Angelina Jolie y Brad Pitt, Shiloh, ha sido educada de manera genderless y no de acuerdo con su ser femenino. ¿El resultado? Hoy tiene 12 años, prefiere usar pantalones y ropa de hombre, llevar el pelo corto como un niño y hacerse llamar “John”. La locura de esta ideología parece haber invadido incluso a la casa de Windsor, pues parece que el bebé real de Harry y Meghan, que nacerá la próxima primavera, no tendrá una habitación con paredes blancas, azules o rosas, sino una con paredes grises. Si ser hombre o mujer es un legado del pasado, un viejo estereotipo cultural, el azul y el rosa son colores definitivamente pasados ​​de moda. El gris es el color neutro por excelencia que refleja, quizás más que los colores del arco iris, la afirmación ideológica de aquellos que quieren negar que las cosas sean blancas o negras.

La moda genderless en la educación de sus hijos es, por lo tanto, la enésima confirmación de una revolución cultural y política que ya ha llegado a varios Estados. Oregón fue la primera en ofrecer la nueva opción en julio de 2017, seguida de California, Montana, Nueva Jersey, el Estado de Washington y ahora la ciudad de la Gran Manzana, Nueva York, donde finalmente será posible elegir, además de hombre o mujer, el término “género X” para permitir que los padres cambien arbitrariamente el sexo de sus hijos en el certificado de nacimiento, incluso sin el permiso del médico. Así que, una vez más, la ideología reemplaza la realidad, la cultura subvierte la naturaleza y el “llega a ser lo que quieras” reemplaza al “llega a ser lo que eres” de nietzscheana memoria.

Print Friendly, PDF & Email
¿Te ha gustado el artículo? Ayúdanos con 0,50€ para seguir haciendo noticias como esta
' Donar 0,50€

3 Comentarios. Dejar nuevo

  • No es casualidad que esta moda aparezca cuando empiezan a hacerse notables las diferencias entre el activismo lésbico con el activismo trans, o del feminismo con activismo homosexual masculino.

    Ya sabemos quién maneja Hollywood.

    Responder
  • rodrigo tenorio
    5 marzo, 2020 22:24

    la cultura nos hace. Vivimos nuevas culturas que se sostienen en nuevos principios, nuevas éticas, nuevas perspectivas. El tema de la sexualidad, de la homosexualidad . de la transexualidad, etc. es tan antiguo como el mundo. basta con ir a los griegos y romanos- Nuestra sexualidad no es tan silo anatomía y fisiología. Es antes que nada cultura. No es solo realidad anatómica sino también creación imaginaria y cultural
    desde los mitos de origen está ahí la homosexualidad o esa “bisexualidad”,
    no hay que generalizar. es una pequeña minoría la que se expone. a todos nos compete la urgencia de prepararnos para entender la complejidad.

    Responder
  • josé gonzalez
    7 noviembre, 2020 20:38

    Los padres que quieren cambiar es sexo de sus hijos son unos ignorantes de la Biología y la Naturaleza. El sexo es el que es, y es lo que debe aparecer en los documentos de identificación. El género es esa estupidez que hemos inventado los humanos idiotas para decir que alguien no está de acuerdo con su sexo, y que además no es un enfermo mental. Entonces nos encontramos con génderless, pero también con más de 100 géneros que existen, algunos de los más peregrinos, con el agravante de que se puede cambiar de género a gusto del consumidor y del momento. Esto es puro LGTBi+

    Responder

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Menú