Iran: el levantamiento de las excenciones dispara el precio del crudo

El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, ha decidido que no habrá más exenciones para ningún país (en forma de reducciones en los volúmenes) que adquiera crudo iraní una vez que las actuales expiren el próximo 2 de mayo. Este hecho ha llevado a que los precios del petróleo Brent se han elevado a su nivel más alto de los últimos seis meses.

La noticia, adelantada por medios como The Washington Post o Financial Times, ha sido confirmada por la Casa Blanca a primera hora de la tarde: “El presidente Donald J. Trump ha decidido no renovar las Exenciones Significativas de Reducción (SRE, por su siglas en inglés) cuando expiren a principios de mayo […] Esta decisión pretende llevar a cero las exportaciones de petróleo de Irán para privar al régimen de su principal fuente de ingresos”de esta manera negarle a la República Islámica su principal fuente de ingresos. Los países que desde noviembre de 2018 estaban exentos de las sanciones quedarían castigadas en el caso de seguir adquiriendo crudo de Iran. Estos estados son la India, Italia, Grecia, Japón, Corea del Sur, Turquía, China y Taiwán.

Las consecuencias más inmediatas de la medida han tenido su reflejo en la cotización del crudo, cuyo valor se disparó a primera hora de la mañana. El barril de Brent (de referencia en Europa) repuntó un 3% respecto al cierre anterior, hasta situarse en 74,20 dólares, el máximo en lo que va de año; el barril de crudo West Texas (de referencia en EEUU), por su parte, superó los 65,5 dólares, frente a los 64 dólares del último cierre.

El Brent deja atrás así los desplomes de 2018 y reafirma su remontada en lo que va de año. El barril terminó 2018 en el nivel de los 50 dólares y desde enero, el precio ha subido en torno a un 40%; sólo en el último mes, la crecida supera el 9%.

👉 Descarga ahora nuestro Ebook con los 17 Mejores Posts sobre Pornografía

Una mala noticia para España

España, según la Agencia Internacional de la Energía, es uno de los países con mayor dependencia energética del mundo. Con un 74% de energía importada, la economía española ha dependido de la fluctuación del mercado del crudo.

El superávit de 2018 fue de 10.100 millones de euros, lo que significa que la subida del petróleo de este año ya pone en riesgo el signo positivo de la cuenta exterior. Para España, esta capacidad de financiación al exterior es fundamental, ya que muestra que sigue reduciendo su elevada deuda externa. Si deja de hacerlo para volver a endeudarse, las noticias serán claramente negativas.

La caída del petróleo se convirtió en uno de los principales factores de transferencia de rentas hacia los hogares. Cada euro de ahorro en la factura de la luz o en el depósito del coche permitió a las familias emplearlo en otros gastos, o en inversiones, y lo mismo ocurrió con las empresas. De ahí que el repunte actual del petróleo suponga un riesgo para todos ellos.

 

Print Friendly, PDF & Email
¿Te ha gustado el artículo? Ayúdanos con 0,50€ para seguir haciendo noticias como esta
Donar 0,50€

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Menú