fbpx

La falta de políticas de familia provoca la caída de la natalidad un 35% en España en 14 años

La demoledoras cifras de nacimientos en España se acentúan año tras año: desde 2008 (519.779 nacimientos) a 2021 (337.380 nacimientos) una ya depauperada natalidad ha visto cómo se reducía hasta en un 35,09%.

El número de nacimientos en España continúa en caída libre. Los datos oficiales consolidados del pasado año 2021, que recientemente publicó el Instituto Nacional de Estadística (INE), señalan el año como el de menos nacimientos de la serie histórica.

Concretamente, los nacimientos durante el pasado año descendieron un 1,2% respecto a 2020, lo que se traduce en 3.935 menos. En total, 337.380 niños vieron la luz por primera vez en España durante 2021, una tendencia a la baja que se refleja al comparar los datos de los últimos años.

La serie de número de nacimientos por año en España arroja la siguiente serie:

  • 2021: 337.380
  • 2020: 341.315
  • 2019: 360.617
  • 2018: 372.777
  • 2017: 393.181
  • 2016: 410.583
  • 2015: 420.290
  • 2014: 427.595
  • 2013: 425.715
  • 2012: 454.648
  • 2011: 471.999
  • 2010: 486.575
  • 2009: 494.997
  • 2008: 519.779

Los últimos datos correspondientes al mes de septiembre de este año también notifican una caída respecto al mismo mes de 2021, de los 30.174 a los 28.381. Al comparar la evolución en los últimos años, el efecto de la pandemia puede apreciarse en los meses posteriores al confinamiento, según informa el diario ABC.

Entre los meses de octubre y diciembre de 2020, lo que se corresponde al período de gestación tras la irrupción de la pandemia en España, los nacimientos cayeron de 30.262 a 23.454, lo que supone un descenso del 22,5% en apenas dos meses.

El problema de España es que el número de nacimientos por pareja es de 1,19, este año 2021 ha roto por primera vez la barrera de 1,2. En Europa la media es de 1,54 mientras que la tasa de reposición está en 2,1. La historia explica que ninguna civilización que haya bajado de 1,8 ha conseguido remontar.

Además, las defunciones han caído, lo que es un triunfo de la medicina y, al mismo tiempo, provoca una sociedad que envejece a marchas forzadas.

El número de defunciones en 2021 disminuyó respecto a 2020 en un 8,71%, de 493.775 a 450.744. Sin embargo, la cantidad de muertes sigue siendo considerablemente superior a 2019, el año previo a la irrupción de la pandemia en España, cuando las defunciones se situaron en 427.721 -un 5,38% menos que en 2021-.

Por lo tanto, al comparar las defunciones y nacimientos, resulta que el crecimiento vegetativo de España experimentó un repunte en 2021 respecto al año anterior del 34,49%, en parte explicado por la incidencia del Covid en la mortalidad y su impacto negativo en la natalidad. Concretamente, este indicador se sitúo en -113.364.

Faltan políticas de calado, que promueven la familia, la descendencia, la natalidad y que apoye a la maternidad a través de incentivos. Para ello haría falta un cambio ideológico, que los políticos no destacan en favorecer.

Print Friendly, PDF & Email
¿Te ha gustado el artículo? Ayúdanos con 0,50€ para seguir haciendo noticias como esta
' Donar 0,50€

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.