Suecia: profesor de neurofisiología acusado por afirmar que hay hombres y mujeres

Germund Hesslow es profesor de neurofisiología en Lund, Suecia, y está bajo investigación por haber declarado que existen diferencias biológicas entre hombres y mujeres. No solo eso: cuando fue invitado a retirar inmediatamente esas declaraciones “transfóbicas” y “antifeministas”, rehusó retractarse. El “crimen” fue consumado durante una clase de su curso “Patrimonio y Medio Ambiente”, durante la cual Hesslow citó un estudio según el cual las diferencias entre hombres y mujeres están “biológicamente fundadas”, por lo que ambos géneros no pueden considerarse como “solamente constructos sociales”.

Acusado por los estudiantes de realizar declaraciones inconsistentes con la “value base” sueca (que requiere que todas las escuelas del país se adhieran a una política ética común, que incluye valores como la igualdad, la libertad individual y la igualdad de los sexos), la dirección de la universidad exigió al profesor que presentara disculpas públicamente. En ese momento, Hesslow recurrió a Academic Rights Watch (creado para monitorear los intentos de limitar los derechos fundamentales de docentes e investigadores) por si alguien intentaba eliminar su curso.

Según ARW, los problemas del profesor comenzaron cuando un estudiante envió un correo electrónico a otro profesor universitario quejándose: “¿Por qué no podemos tener un profesor con las habilidades correctas sobre el tema?”. La estudiante añadía que las diferencias biológicas y la teoría genética no caen dentro de las áreas de enseñanza del profesor Hesslow y que sería mucho mejor que los estudiantes asistieran a lecciones sobre cuánto han sufrido las mujeres durante cientos de años en nombre de la ciencia médica, desde la mutilación genital hasta las lobotomías a la fuerza. También opinaba que Hesslow se expresó “transfóbicamente” cuando afirmó que “cambiar el sexo es una moda”. Una afirmación escandalosa, según ella, que además de ofender a los estudiantes que ya padecen la transfobia, podría influir en el comportamiento hacia las personas transgénero que ya destacan cada vez más en las estadísticas sobre suicidios.

A estos lamentos su unió enseguida Christer Larsson, Presidente de la Junta del Lund Medical Education Program Board, que el 3 de septiembre convocó a Hesslow para pedirle que “tomara distancia” por escrito de dos de sus declaraciones en particular: la primera, sobre las mujeres homosexuales, que el profesor dice que tienen “una orientación sexual masculina”, la segunda sobre la transexualidad, de la que afirma que “si se trata de una orientación sexual es algo aún no bien establecido”.

“No tengo intención de entrar en discusiones adicionales sobre la terminología utilizada, ya he hecho lo suficiente para explicarme y defenderme” fue la respuesta del profesor Hesslow; “las afirmaciones que desencadenaron la queja no forman parte de mi programa educativo, sino que fueron pronunciadas en respuesta a las preguntas que los propios estudiantes habían formulado durante la lección, tal vez buscando un pretexto para atacarme”. La universidad ha abierto una investigación exhaustiva.

En una entrevista Hesslow subraya que “por razones ideológicas a los estudiantes no les gusta escuchar argumentos científicos sobre las diferencias biológicas entre hombres y mujeres, pero que en algún momento tenemos que recuperar el sentido de la proporción entre las personas involucradas. Si se convierte en práctica habitual que los estudiantes graben las clases para encontrar formulaciones comprometedoras y luego involucrar al personal de la facultad en reuniones y largas cartas, tendríamos que dejar de lado la enseñanza médica por completo”. En cuanto a la acusación de tener una agenda política no alineada, el profesor y doctor en neurociencias desde 1987, explica que su única agenda es “dejar que sean los hechos científicos y no a la nueva sabiduría convencional la que oriente los procedimientos universitarios”. Y que quien se encarga de formar la nueva sabiduría convencional son la ideología, la política y los prejuicios, pero con certeza no la ciencia, su tema de enseñanza.

Print Friendly, PDF & Email
¿Te ha gustado el artículo? Ayúdanos con 0,50€ para seguir haciendo noticias como esta
' Donar 0,50€

10 Comentarios. Dejar nuevo

  • ¿Al profesor le doy un 10! a los alumnos, humildemente les falta un poco de sentido común y de pararse un poco a pensar, en vez de aceptar las”teorías de género” como algo científico e inamovible. Como bien dice el doctor, son modas, que pasaran, Dios quiera que pronto. Pero es cosa de todos, hablar claro y pensar un poco lo que estamos consintiendo, porque esto nos pasará factura a toda la sociedad, no es baladí, esto es diabólico.

    Responder
  • ¡Bien por el docente! Nadie es fóbico por hablar con fundamento científico. Tuve que escuchar de un activista LGTBI que es vice-director de un secundario que “la ley está por encima de la biología”, eso es dictadura, no tienen otra manera de imponer sus ideas anti-científicas que no sea con aval del Estado Totalitario. Nadie desconoce sus planes de ingeniería social para derribar la sociedad basada en la familia natural. Por eso basan todos sus argumentos en que todo es una “construcción social” separada de su naturaleza biológica. Lamentable que la juventud ya tenga el cerebro lavado con esas ideologías… Lo han ido logrando con una educación en decadencia.

    Responder
  • Benjamin Gaytan
    1 octubre, 2018 23:25

    Si a la ciencia no a la ideologia. Aunque el que este libre de ideologia que tire la primera piedra.

    Responder
  • rafael valentini
    2 octubre, 2018 17:16

    Dios creo hombre y mujer .

    Responder
  • Jorge Luis Pini
    2 octubre, 2018 17:50

    Excelente la propuesta de este profesor. No soy médico. Sólo hábito este planeta y veo que la naturaleza de las especies determinan dos sexos bien diferenciados: mujer y hombre. Lo demás son creaciones de una mente confundida que tal vez un psiquiatra pueda corregir

    Responder
  • Pedro Alvizo M
    3 octubre, 2018 01:31

    Felicidades al Profesor Germund Hesslow. Ojalá y más profesionales levantemos la voz en su apoyo. Saludos y Bendiciones.

    Responder
    • selwin Guzmán Rojas
      15 diciembre, 2018 02:36

      Soy un Boliviano más que quiero sumarme al valeroso profesor de esta casa de estudio , que con todo el conocimiento científico , dejó en claro que Dios Creo en el principio Barón y hembra , para reproducir la especie como Cristiano y pastor evangélico , segiremos orando , para que nuestro soberano Dios continúe levantando hombres con coraje y valor y de esta manera cerrar la boca del Diablo . Que el Señor los bendiga .

      Responder
  • Estos chicos, no solo le falta el sentido común. También les falta estudiar mucho. La neurociencia es lo más profundo que se pueda estudiar en una carrera. Y es totalmente cierto, existimos hombre y mujeres. Mi cuerpo no está preparado para tareas que muchos varones hacen. Tareas pesadas. Asfalto, mover maquinaria de construcción. Lo puedo hacer pero mi rendimiento no es el mismo y me pasaría factura a mi cuerpo. Creería que están muy equivocados. Ellos solo ven y piensan en sexo y vivir como parásitos. Para ellos no cuentan el trabajar, aportar a la sociedad, construir. El que es pervertido lo va ha ser siempre y no puede por a la sociedad toda en el mismo lugar de su pensamiento. Qué son los menos. Y no es discriminar, son estudios comprobado. Qué ellos también estudien y hagan los mismos experimentos comprobables.

    Responder
  • Somos Ex Homosexuales, Ex Transexuales Ex Lesbianas…el énero es solo una fantasia más, anticientifica y antinatural

    Responder
  • Jorge Lemus
    8 octubre, 2018 20:35

    Excelente la posición del profesor.
    Si la ciencia establece que hombres y mujeres son diferentes, así es entonces. Solamente la ciencia podría decir lo contrario si así fuera.
    Y dicen que Suecia es un país desarrollado. ¿Dónde está la libertad de cátedra y la libertad de emisión del pensamiento?

    Responder

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Menú