¿Ha perdido Europa la esperanza?

Europa es la tercera región del mundo más pesimista respecto a este año 2019. En el caso de España, la población es más optimista que el resto de Europa pero se encuentra debajo de la media mundial. Así se desprende del estudio de Gallup Internacional (realizado en España por Sigma Dos) sobre las perspectivas de cambio que tiene la población a nivel mundial. El 39% de las personas en el mundo, según este estudio, creen que en el año nuevo las cosas irán a mejor, y solo el 24% cree que lo harán a peor.

En cuanto a España, la población es más pesimista que la media mundial, pero más optimista que el entorno europeo: el 34% de los españoles considera que 2019 será un año mejor, frente al 27% que piensa lo contrario.

Las diferencias entre unas áreas del mundo y otras son enormes, Y aunque prevalece el optimismo, hay notables excepciones en algunas regiones como Europa, Rusia, Oriente Medio y Lejano Oriente.

La edad de la población es, junto el territorio, una variable determinante a la hora de ser más o menos optimista. A mayor juventud, más optimismo, y viceversa. Así, alrededor del 46% de los menores de 35 años se muestra optimista; porcentaje que va disminuyendo hasta obtener un 24% entre los mayores de 65 años.

👉 Descarga ahora nuestro Ebook con los 17 Mejores Posts sobre Pornografía

En contra de lo que se pudiese esperar, el nivel de ingresos no afecta al optimismo o pesimismo de la población, mientras que por religión profesada, los hinduistas obtienen el mayor nivel de optimismo, con un 69%, mientras que el grupo de los ateos son los que muestran el nivel más bajo, con un 28% de optimistas. Los católicos estarían en la mitad de la tabla del optimismo (un 34%), superados por los musulmanes, con un 44% de optimistas.

Para Gerardo Iracheta, presidente de Sigma Dos, empresa que representa a la red Gallup International en España, “la encuesta demuestra que nuestro país está muy en línea con su entorno. No somos una excepción”. “Lo que vemos es que el optimismo va por barrios, pero a escala mundial: es decir, que hay una confluencia de las poblaciones en las diferentes áreas geográficas del mundo, que parecen compartir las mismas inquietudes y las mismas esperanzas”, recalca Iracheta.

El presidente de GIA, Kancho Stoychev, por otro lado advierte la siguiente paradoja: “la gente que vive en países más ricos tiende a ser más pesimista sobre el siguiente año. Y viceversa. Parece que el miedo a perder lo que tienes es mayor que el miedo a no tener”.

Tradicionalmente, en las décadas previas, eran más las personas de todo el mundo que esperaban un nuevo año más pacífico en lugar de turbulento, con una excepción, Oriente Medio. Pero ahora, por primera vez en este siglo, un creciente número de europeos occidentales teme un próximo año menos pacífico.

España es uno de los países donde, en mayor proporción, vemos este año será más conflictivo que 2018. Hasta un 57% de los españoles así lo considera, frente al 6% el que cree que será un año menos violento. Aunque se trata de una posición que va en línea con su entorno inmediato de España, ya que los países occidentales de la Unión Europea creen mayoritariamente que 2019 será menos pacífico (53% frente al 11%).

Print Friendly, PDF & Email
¿Te ha gustado el artículo? Ayúdanos con 0,50€ para seguir haciendo noticias como esta
Donar 0,50€

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Menú