Lo último en la ideología trans: perseguir a los padres que se oponen a intervenciones quirúrgicas de sus hijos menores

Kelsey Coalition es una organización de padres y otras personas que tratan alertar y concienciar sobre el gran daño que está haciendo el movimiento transexualista a los jóvenes. Sus miembros comparten una profunda preocupación por lo que se ha hecho con sus hijos, y por el silencio que los medios de comunicación han impuesto sobre estas cuestiones.

Una de las activistas de la Kelsey Coalition, Katharine Cave, acaba de escribir un texto en el que expone la situación que ya se está viviendo en los Estados Unidos y que nos puede servir para vislumbrar una tendencia que ya está presente también entre nosotros:

“No creo que sea una hipérbole afirmar que ya hemos entrado en un estado de totalitarismo duro en el ámbito de la ideología transgénero: la gente no sólo está perdiendo sus trabajos por hablar sobre estas cuestiones, sino que también están perdiendo a sus hijos. No creo que haya mucha gente que comprenda la profundidad y la tragedia de este asunto.

La ideología transgénero es la noción de que un niño tiene una “identidad de género” innata e inmutable que es peligroso cuestionar y cuyo joven cuerpo en crecimiento debería ser medicado con hormonas y cirugías para que encaje con ella. Nuestros sistemas educativos, los profesionales de salud mental, médicos, legisladores, políticos y tribunales han adoptado esta ideología como un hecho.

👉 Descarga ahora nuestro Ebook con los 17 Mejores Posts sobre Pornografía

La última vuelta de tuerca la constituye un movimiento en los círculos jurídicos progresistas para ampliar la doctrina de la negligencia de los padres a fin de incluir la negativa a consentir tratamientos con hormonas y cirugías. Están apareciendo artículos en revistas especializadas que proporcionan a los médicos orientaciiones explícitas sobre cómo realizar estas intervenciones en niños menores cuando sus padres se niegan a dar su permiso. Los artículos jurídicos publicados sostienen que las intervenciones “que afirman el género”, incluidas las vaginoplastias y las mastectomías para niños menores de 18 años, son necesidades médicas. Por lo tanto, cualquier padre que no consienta estas intervenciones puede ser declarado culpable de negligencia infantil. En este informe se pueden obtener más detalles.

El asunto es serio. Es un escándalo médico y legal que está siendo sancionado y promovido por el estado. No se trata de una mera cuestión de qué baño usar, sino de los innumerables jóvenes angustiados por lo que hicieron a sus cuerpos cuando eran demasiado jóvenes para dar su consentimiento. Sus historias son absolutamente desgarradoras.

Uno de nuestros miembros describe cómo fue incapaz de impedir que los cirujanos extirparan los senos, ovarios y útero de su hija de 17 años. Como explica en este testimonio escrito, las intervenciones quirúrgicas se realizaron sin ninguna evaluación de su salud mental o de los cuidados necesarios posteriores.

Nuestros futuros médicos están siendo formados en estas prácticas basadas en la ideología, como informa este estudiante de medicina, y hay un movimiento que impulsa las cirugías para niños cada vez más jóvenes. Niñas de tan solo 13 años han tenido mastectomías; a las de 16 años les han quitado el útero y los ovarios. Penectomías, orquidectomías y vaginoplastias se realizan en niños de tan sólo 15 años. En este artículo (“La edad es sólo un número“), los cirujanos describen por qué realizan procedimientos invasivos e irreversibles en menores en lugar de esperar a que sean mayores. Es difícil creer que esto esté sucediendo realmente en los Estados Unidos… y aún así nadie en una posición con poder está haciendo nada para detenerlo.”

 

Print Friendly, PDF & Email
¿Te ha gustado el artículo? Ayúdanos con 0,50€ para seguir haciendo noticias como esta
Donar 0,50€

1 Comentario. Dejar nuevo

  • Avatar
    Francisco Javier Negrete Prieto
    7 octubre, 2020 19:12

    No hay de otra.- Declararle la Guerra Frontal a la Ideologia de Genero y a sus promotores.-

    Responder

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Menú