El Coronavirus golpea al sector del transporte

Desde los atentados del 11-S el sector de las aerolíneas no se habían encontrado con un escenario similar a causa del Coronavirus. Las perdidas podrían ascender hasta los 113.000 millones de dólares —101.196 millones de euros—, tal y como calcula la Asociación Internacional del Transporte Aéreo (IATA), lo cual supone el triple del pronóstico que había hace tan solo unas semanas. La primera víctima, la aerolínia Flybe, podría ser la primera de numerosas empresas del sector del transporte. En el caso de la compañía IAG, dueña de Iberia, acumula caídas en un mes de hasta el 30%. Norwegian, solamente ayer cayó un 30% y Ryanair podría acabar en problema también.

Según la IATA, el escenario más crítico para el sector se produciría si el brote se prolonga en el tiempo. En ese caso supondría una reducción de 19% de los ingresos mundiales del transporte aéreo de pasajeros. Estos problemas surgen para un sector que de por sí estaba en problemas. En los últimos años han desaparecido decenas de aerolíneas y otras se han fusionado. El touroperador británico Thomas Cook ha quebrado, por ejemplo, siendo el que más pasajeros traía a las islas Canarias y Baleares. Y la situación conlleva el freno de las contrataciones. Iberia, por ejemplo, ya ha comunicado a los pilotos que suspende temporalmente las incorporaciones.

En ese caso supondría una reducción de 19% de los ingresos mundiales del transporte aéreo de pasajeros Clic para tuitear

Pero esta crisis no sólo está afectando al tráfico aéreo. En este punto, José Ramón Valdivia, secretario general de ASTIC, la patronal del transporte de mercancías por carretera, señala que el flujo logístico se ha roto por el freno a la producción en China, algo que se nota especialmente en los puertos, donde los conductores de camiones aseguran que están teniendo menos pedidos. “Se ven descensos del 20% que pueden subir al 40% en las próximas semanas porque se tarda un mes en trasladarse a Europa el parón en Asia”, explica Valdivia. En este punto, señala que llegan menos buques y más vacíos, un extremo que confirman fuentes portuarias pero que desmienten desde ATM Terminals Algeciras, donde aseguran que “todo está en niveles normales”. Por su parte, desde el Puerto de Valencia, donde reconocen caídas, se espera una recuperación de los tráficos.

El portavoz de ASTIC coincide con Confebus al alertar de una oleada de quiebras en el sector, también las navieras, si las compañías siguen sufriendo fuertes caídas de la demanda. Un mensaje que lanzó antes de que el Gobierno italiano ordenara cerrar el país y limitar al máximo los movimientos, y de que en España se elevara el nivel de alerta. “El parón ha existido. Los márgenes en el sector son muy ajustados y los flujos de caja también. Hay miedo a quiebras por el freno de la entrada de dinero”, dice Valdivia.

👉 Descarga ahora nuestro Ebook con los 17 Mejores Posts sobre Pornografía

“Si continúa la situación, podrían romperse las cadenas de suministro a principios de abril. Aun no se nota por los stocks generados en Navidad, las deslocalizaciones productivas, que cada vez se depende menos de China, y el impulso del uso de avión. En España, los sectores más sensibles son la automoción, textil y juguetes”, explican desde UNO Logística. En esta línea, Francisco Aranda, secretario general de UNO pide que se vaya más allá y que no solo se retrase el pago de impuestos. “Hay que pedir que se eliminen las cotizaciones sociales a las empresas afectadas y que no se cierren los centros logísticos por contagios ya que eso implicaría cierres o quiebras. Además, el Ejecutivo tiene que frenar la subida de impuestos y la contrarreforma laboral”, señala.

Print Friendly, PDF & Email
¿Te ha gustado el artículo? Ayúdanos con 0,50€ para seguir haciendo noticias como esta
Donar 0,50€

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Menú