fbpx

La nueva Ley del aborto, «un disparate», según la Asamblea por la Vida

Este miércoles, 11 de mayo se dio a conocer el borrador de la nueva Ley del Aborto que ha preparado el Gobierno socialista y de Podemos. Esta Ley, según informó ForumLibertas hace del aborto una práctica más subvencionada, más promovida y, consecuentemente, más implantada en España.

La Asamblea de Asociaciones por la Vida, la Libertad y la Dignidad formada por más de 140 organizaciones de todo el territorio español y NEOS, ha lanzado una primera reacción ante el texto, que ya ha sido aprobado por el Consejo de Ministros: «consideramos un despropósito y un disparate continuar con esta iniciativa encuadrada en el proyecto de ingeniería social en el que el Gobierno está empeñado». Y es que la norma convierte el aborto en un fenómeno sistemático incrustado en las instituciones sanitarias.

«Además -prosiguen- , la acción del Consejo de Ministros es una brutal artimaña, al proponer esta nueva regulación del aborto antes de la sentencia del Tribunal Constitucional y sin escuchar el dictamen correspondiente».

El Comunicado de la Asamblea ante la propuesta de reforma de la Ley del Aborto prosigue afirmando que las organizaciones que la componen «anunciamos un esfuerzo singular de movilización en este momento crucial y trascendental del debate sobre la vida en todo el mundo».

Esta movilización «incluirá contactos con los partidos políticos e instituciones para establecer un proyecto de respuesta adecuado a este nuevo dislate que el Gobierno pretende imponer a los españoles».

La Asamblea por la Vida y la Ley del Aborto

La Asamblea por la Vida, la Libertad y la Dignidad tiene como objetivo principal de esta unión desde la diversidad, es «unir todos los esfuerzos» para dar respuesta al «proyecto de destrucción social» puesto en marcha por el Gobierno de coalición.

Los organizadores se refieren a la batería de leyes lanzadas por PSOE-Podemos, como la eutanasia, la Ley Orgánica de Modificación de la LOE (Lomloe), la reforma del aborto, la ley de memoria democrática, de transexualidad e, incluso, de libertad de conciencia.

La Ley de eutanasia fue la gota que ha colmado el vaso para que se consiga un hecho inédito en la historia de la sociedad civil española: la unión de la mayoría de las organizaciones que trabajan en favor de la defensa de la vida.
Print Friendly, PDF & Email
¿Te ha gustado el artículo? Ayúdanos con 0,50€ para seguir haciendo noticias como esta
' Donar 0,50€

1 Comentario. Dejar nuevo

  • La ley del Aborto vigente ya es un enorme disparate, porque es un atentado contra la dignidad humana. El aborto, en sí, es un disparate a nivel personal, pero al darle cobertura legal y asimilarlo a un derecho, lo han convertido en un disparate social, con todo el mal que conlleva bonificarlo no solo en la práctica sino en la ética, porque las leyes tienen el efecto colateral de dar una pátina de bondad a los actos que autorizan, aunque sean malos de solemnidad, como en el caso del aborto.
    Lo que pretende el gobierno actual es consagrar este mal como un derecho inalienable. Esta obsesión fanática por el aborto es difícil de comprender, a no ser que consideremos que es fruto de mentes trastornadas por la ideología pseudo-feminista dominante. La ministra de Igualdad, Irene Montero, es una muestra ejemplar de este fanatismo desquiciado que se nutre de falacias y falsedades al tiempo que las propala y trata de imponerlas recurriendo incluso a amenazas contra quienes trabajan por salvar a las mujeres embarazadas de caer en la barbaridad de abortar.
    Este abortismo en el poder es totalitario. Lejos de admitir críticas, descalifica cualquier oposición a base de tildar de fascistas, reaccionarios, o integristas religiosos a quienes les plantan cara y denuncian que la realidad auténtica del aborto es la eliminación de un ser humano. Esta realidad es precisamente la que esconde la ideología abortista que el poder político está empeñado en imponer.
    Si hay algo fascista, reaccionario e integrista, además de bárbaro, inhumano y criminal, es el aborto libre tal como está legalizado en España. Pero estos energúmenos en el poder no tienen bastante. Son colaboracionistas con el mal absoluto y quieren más. Ciegos a la verdad quieren amordazar a quienes la proclaman. Pero va a ser que no. Algún día tendrán que abrir los ojos ante la iniquidad del aborto y esa cara tan dura que tienen les caerá de vergüenza en la mierda de sus propias mentiras.

    Responder

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.